fbpx La recaudación del estacionamiento medido aumentó, pero no se usa para subsidiar la tarifa plana del boleto – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

La recaudación del estacionamiento medido aumentó, pero no se usa para subsidiar la tarifa plana del boleto

En vistas de que se inicie una nueva discusión para aumentar el boleto del transporte público urbano por tercera vez en el año, retornó el interrogante sobre la posibilidad de que la recaudación del estacionamiento medido se utilice para subsidiar los costos de la tarifa plana. El traspaso de las subvenciones al transporte de la órbita nacional a la provincial todavía genera más dudas que certezas para los involucrados en la problemática. Además, Sergio Lunghi confirmó que sigue adelante la solicitud de cambio para implementar la SUBE en reemplazo de la tarjeta SUMO.

El Eco

El boleto de colectivo es pasible de incorporar más aumentos en el corto plazo, y por esta razón el próximo mes los legisladores comenzarán a reunirse en comisión con representantes del Ejecutivo y de la Cámara de Transporte para discutir nuevos incrementos en el boleto, acordes a las paritarias del sector y la inflación registrada durante la última parte del año. El concejal oficialista José Luis Labaroni, quien preside la Comisión de Transporte del Legislativo, habló con el ciclo Dulce o amargo (104.1 Tandil FM) y confirmó  que se están llevando adelante las gestiones para volver a discutir el valor del boleto y realizar un seguimiento de costos.

En cuanto al funcionamiento de la Sapem (Sociedad Anónima con Participación Estatal Mayoritaria), tema que el presidente de la Cámara de Transporte puso de relieve en una entrevista radial el lunes, el edil no aportó ninguna precisión acerca de por qué luego de dos años el trámite de la personería jurídica aún no se finalizó.  “Los trámites nunca fueron rápidos, se estaba constituyendo legalmente y no hemos recibido ningún rebote de información”, expuso.

Según sus declaraciones, pese a la inexistencia de la Sapem como ente regulador, el boleto electrónico funciona normalmente y aseguró que la Cámara no ha tenido ningún tipo de inconveniente en la recepción de los cobros del mismo, acción que realiza en forma periódica.

La incertidumbre sobre los subsidios 

Acerca del anuncio que se hiciera cuando comenzó a operar el estacionamiento medido, sobre que la recaudación serviría para  subsidiar el boleto plano, Labaroni fue categórico al afirmar que “durante el tiempo que yo estuve jamás se habló en esos términos, se descarta de plano, esa recaudación no tiene capacidad para subvencionar el boleto plano”.

En la actualidad, las empresas de transporte reciben cinco subsidios del Estado nacional, destinados a cubrir diferentes recursos como el valor de gasoil, las contribuciones patronales, el arreglo de cuestiones técnicas y un monto por cada kilómetro recorrido por la unidad. De sus declaraciones radiales se desprende que, debido a la elevada cifra que implican estas subvenciones, es impensable que la recaudación de los parquímetros pueda ayudar en este sentido.

En disonancia con lo manifestado en el día de ayer por el presidente de la Cámara de Transporte local, Daniel Albanese, señaló que el traspaso de subvenciones a la Provincia y el posible congelamiento de las mismas responderían a los subsidios monetarios que reciben las empresas, pero no  afectaría a las partidas de dinero asignadas para la tarifa social federal que rige en la tarjeta SUBE, cuyo descuento del 55 por ciento beneficia a usuarios de ocho categorías comprendidas entre jubilados, amas de casa, beneficiarios de la AUH, entre otros.

No obstante, con respecto al cambio de responsabilidades de Nación al Ejecutivo bonaerense, indicó que hay “incertidumbre” y pocas definiciones aún.

“El proyecto de colectivos accesibles es razonable”

Según el edil, la implementación de colectivos accesibles para sillas de ruedas y personas con discapacidad motriz, es viable en los término que plantea el frente Integrar y será uno delos temas a debatir cuando se empiece a hablar de la nueva licitación de transporte el próximo año. Esta apreciación es contraria a expuesto por Albanese acerca del carácter inviable que tendrían los colectivos de piso bajo en la ciudad, a causa de la topografía urbana.

“La transformación de todo el parque automotor implica una inversión importante, más del 30 por ciento de lo que tenemos ahora. En principio es un planteo racional, no somos necios habrá que hacer las pruebas correspondientes y llegar a los equilibrios”, aseveró

Para culminar, remarcó que hoy una persona que tiene sillas de ruedas no puede viajar en el transporte urbano, por lo que es necesario abordar el tema para acomodarlo a las demandas de la sociedad.

La visión de Sergio Lunghi 

Para ampliar el espectro de voces en torno a la problemática, El Eco de Tandil se acercó a hablar con el director del Sistema Único de Movilidad Ordenada (SUMO) Sergio Lunghi, quien efectuó declaraciones en consonancia con el concejal de la UCR-Cambiemos.

El funcionario coincidió en el cuadro de incertidumbre que rodea al traspaso de subsidios del ámbito nacional al provincial y manifestó que, hasta el momento, esperan que se efectúe el cambio al sistema SUBE, “ya fueron remitidas las solicitudes al Ministerio de Transporte de la Nación y en noviembre debería haber una respuesta acerca de la fecha de implementación, convivirán ambas modalidades durante 120 días hasta que sea definitivo el uso de la tarjeta SUBE”, se explayó.

El Departamento Ejecutivo trató en principio de homologar el SUMO a la tarjeta SUBE, pero la presión social hizo que se inclinaran por pedir directamente el cambio para ampliar el espectro de beneficiarios del descuento a la tarifa de transporte. Este plan continúa en marcha y no hay por el momento intención alguna de retroceder, independientemente del escenario que plantee el congelamiento y reducción de subsidios al trasnporte. No obstante, Sergio Lunghi expresó, al igual que Labaroni, que los descuentos que aporta la SUBE en cuanto a las tarifas sociales no deberían verse resentidos ni alcanzados por la decisión de trasladar la responsabilidad de subvención a la Provincia.

Estacionamiento medido, el gran recaudador 

De acuerdo al director de SUMO, el sistema vigente “funciona bien” y los controles aplicados a partir de mayo han contribuido a descomprimir la cantidad de vehículos estacionados en el microcentro durante las horas pico.

Los controles se intensificaron cuando incorporaron al área cuatro nuevos inspectores que trabajan fiscalizando exclusivamente el estacionamiento medido. Entre los argumentos esgrimidos para justificar la presencia de los agentes en las calles, apareció la necesidad de descentralizar la labor de la Dirección de Control Urbano Vehicular porque había inconvenientes para realizar el control con la continuidad que se necesitaba.

La información oficial aportada por Lunghi indica que en mayo de este año, los estacionamientos abiertos (cada vez que se pasa la tarjeta por el parquímetro) eran 69.080. En junio, la cifra trepó a 97.475 y en agosto fue de 132.396.

Las infracciones labradas por los inspectores fueron 3.396 en mayo, de las cuales se pagaron 1.717. En junio el número aumentó a 6.152 y se pudieron cobrar 3.294, mientras que para agosto la relación infracciones hechas/pagadas es de 5.788/2.803. El total de infractores que abonaron las multas durante todo el periodo 2017 fueron 6.674. En lo que va de 2018, ya son 12.865 los cargos pagados por infractores detectados por los controles.

Estas cifras permiten deducir que la recaudación de los parquímetros se ha incrementado en los últimos meses. El dinero, además de usarse para sustentar el sistema, ingresa a las arcas comunales del Municipio como fondos de libre disponibilidad. Si bien en 2014, cuando se creó el SUMO, se anunció que lo recaudado iba a usarse para subsidiar la tarifa plana del boleto y así aliviar el traslado de los aumentos de costos a los pasajeros, lo cierto es que  nunca se implementó. Sergio Lunghi puntualizó, al igual que Labaroni, que la plata generada por el estacionamiento medido no alcanza para cubrir las necesidades de la tarifa plana, pero no dio precisiones acerca del monto diario o mensual que genera el cobro del estacionamiento en la zona del microcentro. “Nosotros en SUMO no manejamos dinero, va al Municipio”, aclaró.

Para finalizar, al ser consultado sobre la Sapem, indicó que desconoce en qué instancia está el trámite de la personería jurídica, cuya inscripción tuvo lugar recién en febrero del corriente luego de que se aprobara la conformación del ente de contralor en octubre de 2016. Consideró que el organismo no tendría razón de existir en el futuro si el transporte público se regulara a través del sistema SUBE, porque quedaría acotado solamente al control del estacionamiento medido, desdibujándose de este modo uno de los motivos para los que fue concebida la sociedad de participación estatal.

 

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario