fbpx Un artista internacional pintó una obra titulada El Rey René, en homenaje al ilusionista – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Un artista internacional pintó una obra titulada El Rey René, en homenaje al ilusionista

Se trata de Luis Ramírez, quien hace dos décadas visitó a Lavand en Tandil y se considera su discípulo. Desde Estados Unidos, compartió la pintura en su honor y los recuerdos de su estadía en estas sierras.

El Eco

 

El ilusionista Luis Ramírez, quien hace 20 años visitó a René Lavand y se confiesa como uno de sus discípulos, pintó una obra de arte en homenaje al maestro tandilense.

“Después de 20 años, decidí sacar los pinceles y dedicarle a mi gran maestro esta humilde pieza, para inmortalizar al hombre que más influenció mi magia y gran parte de mi vida, el rey René”, le contó a este Diario.

Ramírez, que es artista, ilusionista, coreógrafo y bailarín profesional de tango argentino y actualmente vive en Nueva Jersey, Estados Unidos, recordó que “en enero de 1999, cuando ya habíamos empezado nuestra carrera como ilusionistas, junto a Mariano Noriega (otro gran artista que hoy vive en Ibiza), viajamos desde Buenos aires con rumbo a Tandil en busca de encontrar al maestro”.

Y relató que “recorrimos Tandil de punta a punta, asombrando a la gente con nuestros naipes y contándole a toda la ciudad que íbamos al encuentro del gran René Lavand”.

El ilusionista expresó que “ya han pasado 20 años y las enseñanzas del maestro Lavand siguen intactas. Él nos abrió las puertas de su Milagro Verde para enseñarnos el verdadero camino de la magia. Éramos muy jóvenes, y luego de ese encuentro, nuestra magia cambió para siempre”.

Luis Ramírez reseñó que “hoy ambos, tanto Mariano Noriega como yo, llevamos el legado de sus palabras y su filosofía mágica con nuestro propio estilo, por su puesto, porque no hay artista sin estilo en todo el mundo. Juntos hemos llevado nuestra magia a Tokio, Fukuoka, Kumamoto en Japón, Shanghai y Beijing en China, Sidney, donde siempre nombramos y recordamos a nuestro gran maestro para dejarle saber a los públicos que tuvimos la suerte de aprender de la leyenda de la magia, de René Lavand”.

Por último, el ilusionista contó que “vivo en Nueva Jersey y he viajado por todo el mundo como maestro de tango argentino. Después de 20 años, decidí sacar los pinceles y dedicarle a mi gran maestro esta humilde pieza, para inmortalizar al hombre que más influenció mi magia y gran parte de mi vida: el rey René”.

 

 

 

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario