EL DE LOS ADULTOS NO ES TEMA FACIL EN LA ARGENTINA La vital importancia de tener ocupados el cuerpo y la mente

El querido convecino Luis Cicopiedi, fallecido en el año 2000 a los 75 años, que fue actor y músico, repetía, hasta el último día de su existencia, que el mejor remedio para cualquier adulto mayor es estar ocupado.
?Yo tengo una agenda así de grande, cada vez más repleta de actividades. Los que llegamos a viejos tenemos que estar ocupados, para no estar preocupados?, expresaba siempre.
Y era cierto. Pero no es tan sencillo para todos encontrarse de la noche a la mañana con tareas activas y placenteras. El porque era artista y de los buenos.
Pero de lo contrario, hay que ayudarlos a encontrar temas positivos para seguir viviendo.
Por eso que es tan importante que la Unicén haya fundado, hace ya ocho años, la Universidad para Adultos Mayores de la Vida y la Experiencia. Que tiene más vigencia que nunca.
Y que la seguirá teniendo, en versiones corregidas y aumentadas, si continúa existiendo voluntad política para que ello ocurra. Que por otra parte, no podría pensarse de otra manera.

 

Ser un adulto mayor no es fácil en la Argentina. Muchos de ellos, alrededor de cuatro millones de ciudadanos, carecen de obra social o de plan médico que les asegure un cuidado de su salud, o el que la tienen nos les garantiza una buena cobertura.
La jubilación todavía no llega para un amplio sector y quienes la tienen se encuentran cada mes con montos más exiguos, que no cubren los gastos mínimos. Por lo general, ni para los remedios.
Muchas veces ni la propia familia colabora con los abuelos y en otros casos existe violencia física o psicológica. Otras veces están abandonados,  absolutamente solos.
En una ?Declaración de principios? sobre el particular, Naciones Unidas sostiene:
?  ?Las personas de edad deberán tener acceso a programas educativos y de formación adecuados?;
?  ?Deberán tener acceso a los recursos educativos, culturales, espirituales y recreativos de la sociedad?.

MALTRATO Y DESPUES?

El diario patagónico ?Río Negro?, en una reciente investigación, destacó el maltrato que sufren los adultos mayores en la Patagonia Norte,  que fue la región que se estudió.
Asegura que según las estadísticas oficiales de la provincia, el 6% de los adultos mayores sufre maltrato de algún tipo, ya sea en el hogar o de parte de las instituciones que deberían contenerlos o brindarles servicios. Aunque algo empezó a cambiar en los últimos años: cada vez son más los adultos mayores que se animan a denunciar estas situaciones.
?El maltrato -dice el diario que se edita en General Roca- a veces puede ser sutil. Una palabra. Un gesto. Y otras veces queda ahí, expuesto. A la vista de todos. La primera barrera a vencer es el silencio, pero no siempre se puede. Los adultos mayores son los que mejor lo saben. Porque los culpables de ese maltrato muchas veces son sus propios familiares, por falta de información sobre sus derechos, porque no saben dónde recurrir o por otras tantas razones que sólo ellos conocen. Y entonces se callan. Bajan la cabeza?.

LA PROPUESTA UNIVERSITARIA LOCAL

?El envejecimiento de la población se ha convertido en uno de los temas demográficos más importantes en los últimos tiempos al lograr modificaciones en las estructuras sociales, económicas y culturales?, sostiene el licenciado Adolfo Loreal, coordinador de la Universidad para Adultos Mayores de la Unicén.
En respuesta a esta necesidad, la Universidad lugareña ha fijado como parte de sus objetivos, contribuir en la capacitación de la comunidad de adultos mayores de la ciudad de Tandil y la región, al brindar un espacio de formación y desarrollo intelectual y emocional para las personas mayores.
A través de la Secretaría de Cultura, mantiene la estructura de la Universidad de Adultos Mayores como una propuesta que ?se fundamenta principalmente en la educación permanente, en la búsqueda del conocimiento y la realización personal a lo largo de la vida?. ?Concretamente, mediante la educación -añade Loreal- se le permite al adulto compartir con su grupo de pertenencia y referencia los conocimientos adquiridos, contribuyendo a consolidar o modificar la imagen social de la vejez?.
?De esta manera, la educación permite el desarrollo y el ejercicio de un nuevo rol de los adultos mayores ya que, en la vejez, el saber convoca a la activa participación, contribuyendo al mejoramiento de la calidad y el bienestar general?.

UNA MANERA DE EVITAR SEGREGACIONES Y MARGINALIDADES

Mediante cursos y talleres, la Universidad de Adultos Mayores busca redefinir el concepto de vejez, introduciendo un nivel más alto de expectativas. Ello significa reconocer que es una etapa normal de desarrollo de la vida, en la que la mujer y el hombre se adaptan mediante acciones que previenen, corrigen o atenúan los cambios producidos por la declinación de sus potenciales y se integran con los otros grupos de la población evitando las segregaciones y las marginalidades que la sociedad aún promueve.
Por tal motivo, la Unicén se propone lo siguiente:
. Promover la creación de nuevos vínculos sociales.
. Recuperar experiencias, conocimientos, sabiduría de la persona mayor, aprovechando esto para otros sectores de la comunidad.
. Brindar espacios de reflexión sobre sus propios conocimientos y experiencias en cuestiones de la vida y la sociedad.
. Promover acciones tendientes al desarrollo de la creatividad y la recreación.
. Fomentar con diferentes formatos las alternativas de actividades de  Formación y Capacitación para aquellos que deseen trabajar con mayores.

ESTE AÑO SE CREO EL ?CONSEJO DEL ADULTO?

La profesora en Ciencias de la Educación María Eugenia Bichi, otra de las profesionales a cargo del programa, explica a La Vidriera que ?se han creado a partir de 2008 nuevos espacios de integración y participación. Uno de ellos es el de la Asamblea. Y a partir de este espacio se decidió crear un Consejo del Adulto?.
Este último es un cuerpo colegiado integrado por un representante de cada uno de los grupos. Entre otras cosas, uno de los principales planteos está relacionado con qué hacer con los egresados.
?Si bien es cierto -agrega Bichi- que muchos finalizan un curso o taller y se inscriben en otro de distinta naturaleza, quienes por cualquier motivo se retiran, tendrán la posibilidad de participar en la Comisión de Exalumnos. De esta manera, esas personas van a poder seguir participando en el Consejo?.
La asamblea está integrada por director, coordinadores, docentes y alumnos. Todos, libremente, tienen acceso con voz y voto. Se tratan las  diferentes problemáticas que se van presentando. Tanto las cotidianas como las relacionadas con el concepto de la vejez. Se parte siempre de los preceptos básicos de la salud en términos muy amplios.
?Con este espacio se le está dando un sentido de pertenencia al alumno, al programa?, complementa Eugenia.
Por otro lado, el ?Espacio Fiestas? permitió generar la Comisión de ese rubro. La Universidad les provee las instalaciones y el equipo de sonido y ellos organizan todo lo demás. La próxima será el domingo 6 de julio en el Salón de los Espejos del Centro Cultural de la calle Yrigoyen.

A PARTIR DE ESTE AÑO, NUEVAS AULAS

Desde que comenzaron a dictarse las clases en la Universidad para Adultos Mayores, un problema serio fue siempre el del espacio físico. Este año, a partir del traslado al Campus de unas cuantas dependencias que venían funcionando en el antiguo edificio de Pinto y Chacabuco, se liberaron oficinas, algunas de ellas bastante amplias, que fueron cedidas para estos talleres tan gravitantes en las personas adultas con deseos de mantenerse activos y adquirir conocimientos. Solamente Yoga, por requerir un salón especialmente amplio, se dicta en el Salón de los Espejos del Centro Cultural.

CONSTANTE RENOVACION

Loreal acota que ?constantemente estamos pensando en la incorporación de nuevos talleres, nuevas posibilidades de acción para los mayores. Estamos interactuando también con otras instituciones, aprendiendo, realizando intercambios, con el fin de optimizar lo más que podamos estas ofertas. Apuntamos al desarrollo constante de estos programas para devolver no solamente al adulto mayor sino también al anciano, la dignidad de la condición humana, algo que entendemos de hace años a esta parte se ha venido perdiendo en líneas generales. Por eso pretendemos trabajar para la construcción, la recreación de ese modelo de adultos mayores?.
El psicólogo y docente recordó durante la entrevista una frase del sociólogo mexicano Joaquín Peñalosa, quien sostiene: ?Se tiene la edad que se ejerce; la vejez no es una cuestión de años, sino de ánimo?.

ALGUNAS PROPUESTAS PARA IR PALPITANDO

Los talleres se dictan por cuatrimestre y por tal motivo durante todo julio estará abierta la inscripción en Pinto y Chacabuco, tercer piso.
Estas actividades tienen la movilidad que determina la demanda por parte de los alumnos.
Al final de cada año se realiza una evaluación de los talleres y se solicita a los alumnos sugerir temas y actividades.
Se confeccionaron encuestas para la creación de bases de datos de alumnos y participantes sobre aspectos generales y particulares de interés al programa.
También se llevaron a cabo encuentros con talleristas, docentes y alumnos con el fin de participar en la evaluación global del programa  e ir realizando los ajustes pertinentes.
Año a año la cantidad de inscriptos ha ido aumentando significativamente. Comúnmente son más de 400 personas y la deserción es mínima, no llega al diez por ciento.
Entre otras, las propuestas actuales son:
. Computación. Temas avanzados en informática.
. Estimulación de la Memoria y Calidad de Vida.
. Saber vivir ? Poner el cuerpo en movimiento.  . Natación.
. Yoga.
. Pintura Decorativa y Artesanías.
. Escultura y Dibujo.
. Literatura  (relatos de Historias de Vida).
. Buena nutrición.
. Liderazgo de vida.
. Pa? que bailen los muchachos (tango).
. Prácticas de contacto con uno mismo.
. Nostalgias de escuchar su risa loca (historia de la fiesta en Tandil).
. Taller de pintura: terapia de vanguardias.
. Fotografía digital.
. Expresión lúdica para el adulto que llevamos dentro.
. Expresión corporal.
. Capacitación en acompañamiento de adultos mayores
. Formación y gestión en atención de adultos mayores

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario