La cantidad de personas que se realizó el test rápido de HIV demostró la preocupación por el aumento de casos

En las jornadas de Capacitación sobre Centro de testeos rápidos se chequearon unas cincuenta personas. En el encuentro además se acordó la apertura de centros en más de doce localidades de la Provincia. Además se creó oficialmente la red de diversidad sexual del interior de Buenos Aires. Por otro lado, la primera casa de contención LGTBIQ del país, que está en esta ciudad, cumplió un año.

Gustavo Pernicone, referente de Convivencia en Diversidad Tandil y Casa de Contención LGBTIQ

El Eco

Integrantes de Convivencia en Diversidad Tandil (CED) y de la organización AHF Argentina  encabezaron el pasado fin de semana una Jornada de Capacitación sobre los Centro de Testeos rápidos de HIV.

La ONG local fue anfitriona de las actividades que se llevaron a cabo con participación de autoridades políticas del Municipio, la Provincia y la Nación; referentes de prevención comunitaria; profesionales de la salud; representantes de la Universidad Nacional del Centro y participantes en general de Bahía Blanca, Lincoln, Junín, Chacabuco, Necochea, Lobería, Mar del Plata, Balcarce, Olavarría, Tigre, Las Flores, Adolfo González Chaves y Merlo.

El encuentro apuntó a que en el corto plazo más de una docena de distritos de la Provincia de Buenos Aires cuente con sus propios centros de testeo de VIH, los cuales son gratuitos y anónimos. Cabe destacar que media centena de vecinos concurrió a efectuarse el análisis. “Salimos a la lucha contra el HIV, porque que hace siete años que los casos vienen en aumento y la cifra ya está en dos dígitos”, reveló Gustavo Pernicone, referente de la organización, relacionando que la cantidad de gente que se acercó a realizarse el chequeo demuestra el nivel de preocupación.

Por otro lado, AHF es un conglomerado internacional de voluntades que aboga por los derechos y la salud de las personas que viven con el virus y lleva adelante campañas públicas de concientización para reducir nuevas transmisiones.

En el marco de las actividades, el domingo también tuvo lugar la primera homilía de la Iglesia de la Comunidad Metropolitana, la cual se oficializó y Tandil pasó a ser misión. Cada 60 días se realizarán encuentros para aquellos que quieran participar, y para eso Convivencia en Diversidad Tandil brindará las instalaciones.

“La actividad superó los 50 mil pesos de costos y contaron con la colaboración de organizaciones privadas y del Estado”, detalló Pernicone.

 

Las metas cumplidas

 

El evento logró una serie de metas propuestas que dejó muy conformes y expectantes a los participantes y organizadores. Una de las principales es que se abrirán en los próximos 30 días centros de testeos rápidos de VIH en once localidades que no poseen este servicio, como es el caso de Bahía Blanca, Necochea, Lobería, A. González Chaves, Olavarría, Las Flores, Junín, Lincoln, Chacabuco, Azul, Balcarce. También en dos localidades que si bien lo poseen no están llegando a las zonas barriales como General Pueyrredón y  Tigre.

Allí se programó la realización de una actividad similar de AHF Argentina junto a organizaciones presentes en la localidad de Lincoln para toda la región Noroeste de la Provincia para dentro de los 90 días.

Asimismo se articularon los contactos necesarios entre la Municipalidad de Baradero y la Organización “Baradero Diversa” en la cual se realizará antes de fin de año una reunión para la región norte con la finalidad de capacitar y poner en funciones nuevos centros de testeos de VIH.

Por otro lado, se creó oficialmente la red de diversidad sexual del interior de Buenos Aires con la participación de diecisiete organizaciones locales, quedando en un primer paso reunirse cada 90 días en los distritos donde más debilidad existe de grupos surgentes de diversidad sexual.

Además, autorizaron firmar un acuerdo entre AHF Argentina y la secretaría de Unicen como la de Bienestar Estudiantil, para que las mismas reciban mensualmente cuarenta cajas de 144 unidades cada una de profilácticos con el fin de destinarlos a los estudiantes,  apoyando la lucha contra las enfermedades de transmisión sexual y embarazos no deseados dentro de la Universidad.

Otro de los logros se trató de articular por primera vez actividades conjuntas entre varias organizaciones locales, el Gobierno nacional, el Gobierno de la Provincia y siete municipios, entre ellos la colaboración para facilitar pasajes a futuros encuentros de capacitación.

 

Buena cantidad de testeos

 

Dentro de los objetivos propuestos, también se alcanzó la formalización de invitación con becas del Sedronar, en la semana del 24 al 28 de septiembre en Mar del Plata para capacitar a los activistas presentes en este encuentro. La intención es la formación de agentes LGBT en prevención comunitaria de consumo problemático especializados en atención integral de población trans, para la cual las organizaciones locales presentes articularán alojamiento facilitando así la participación. Cabe destacar que esta capacitación intensiva de una semana otorga título oficial reconocido por el Gobierno nacional.

Por su parte, el Ministerio de Desarrollo de la Nación por medio del CDR local formalizó el contacto entre organizaciones presentes y los CDR según distritos. Mientras que la Secretaria Provincial de Derechos Humanos dio a conocer modos y protocolos para interactuar directamente con ese organismo desde las organizaciones sociales presentes, como ser turnos para operaciones de personas trans, articulación con centros de detención del Servicio Penitenciario Provincial, entre otros.

A pesar de las malas condiciones climáticas del fin de semana, en el testeo rápido de VIH ofrecido el sábado se analizaron unas cincuenta personas.

A nivel local CED Tandil fue invitado desde el Municipio a participar en el Festival Roca Rock con un stand, como así también articular la presencia del centro de testeo rápido de VIH en distintos puntos del distrito.

“Fue fantástica la interrelación que se generó, ya que no se veía un funcionario y un activista conversando, sino gente trabajando por el bien común”, manifestó Pernicone en referencia a las Jornadas.

 

La primera casa de contención

Lgbtiq del país está en Tandil

 

En Tandil, provincia de Buenos Aires, funciona desde marzo el hogar para personas Lgbtiq (lesbianas, gays, bisexuales, transexuales, intersexuales y queer) Patricia Rasmussen. Es un proyecto autogestivo que se creó para contener a jóvenes expulsados por sus familias o que llegan de otras ciudades, pero también a adultos que están solos.

Gustavo Pernicone impulsó la creación de un hogar de contención para personas Lgbtiq de Tandil con el apoyo de la ONG Convivencia en Diversidad. “Además de que te dejen en la calle, lo más grave es la exclusión del seno familiar. Eso te lleva a la depresión, la persona se quiebra desde joven y ese daño es casi irremediable”.

La casa tiene cuatro habitaciones para alojar a quienes lo necesiten y una línea telefónica que atiende las 24 hs. para casos de emergencia.

La idea del hogar arrancó en 2015, cuando nació la asociación Convivencia en diversidad de Tandil para visibilizar los temas Lgbtiq en la ciudad. Para agosto de 2016 se encontraban compartiendo la casa con algunos estudiantes que estaban por irse de Tandil, tras su partida quedó al descubierto la necesidad de gente que se acercaba solamente a pasar la tarde o a comer en compañía. “Sentirse muy solo, a pesar de estar rodeado de gente, es muy común en nuestra comunidad, pero no pensábamos que esa necesidad era tan grande en Tandil”, describió el referente de la organización.

A partir de ahí se pusieron a trabajar fuertemente y los esfuerzos quedaron a la vista el 1 de julio del año pasado, cuando se inauguró oficialmente la primera casa de contención Lgbtiq del país.

Originalmente el espacio estaba dispuesto para que quienes lo necesitaran pudieran acercarse, pasar el rato, ver televisión, tomar mate, en fin, compartir con otras personas en la misma situación. Más adelante adecuaron una habitación para casos de emergencia. Gustavo contó que es muy típico que alguien anuncie a su familia ser gay o lesbiana y la respuesta de los padres sea echarlos de la casa, entonces no tienen a donde ir.

Al muy poco tiempo alojaron a un chico trans, que había sido expulsado del lugar donde estaba al momento de iniciar su proceso de cambio de identidad, y como además estaba sin trabajo necesitaba el lugar. “La casa lo albergó prácticamente hasta el día de hoy”, contó. Y así de a poco los alojados se van sumando, en la actualidad hay cuatro personas permanentes, pero normalmente por el día pasan unas diez visitas, en tanto que los fines de semana se reúnen los adolescentes que son aproximadamente 18. De todas maneras el fin último del espacio es que funcione principalmente de día, con esa habitación a disposición para que sea usada en casos de emergencia por un par de días.

La intención siempre es recibir a locales, ya que son los activistas de aquí quienes hacen es esfuerzo de llevar el hogar adelante, mantenerlo, cuidarlo y pagar los impuestos, servicios y alimentación, más allá de que hayan conseguido el pasado 8 de mayo que la Municipalidad se haga cargo del alquiler.

 

Una sociedad hipócrita

 

El refugio abre todos los días de la semana, de cuatro de la tarde a cuatro de la mañana y está ubicado en Chacabuco 392, allí mismo funciona el Centro de Testeo de HIV, una biblioteca y espacio de reuniones. Además, tienen la oficina con el emprendimiento de producción gráfica, de donde obtienen básicamente sus ingresos.

El proyecto también apunta a una segunda fase, que tienen que ver con la creación de una casa hogar independientemente de la ya existente, así que están en busca de un lugar más grande, que les permita alojar a más gente ya que tienen pedidos desde el Chaco y otras provincias y ciudades.

“El problema más grave que tenemos como comunidad es la falta de contención”, explicó Pernicone, quien agregó que los espacio de contención de estas características lo que hacen es “revalorizar y dignificar a la persona”.

Por último, al analizar lo que ocurre socialmente, Pernicone destacó: “En el encuentro del fin de semana pasado, junto a los 18 distritos coincidimos en que Tandil cuenta con una de las sociedades más hipócritas”, alegando que hay 32 chicas trans trabajando en prostitución  según el censo de 2015, que si se multiplica por cantidad de hombres por noche, por mes y por año da un resultado de 4.500 “clientes”, de los cuales “la mayoría durante el día señala con el dedo para discriminar, y a la noche lo usan para llamarlas por teléfono”.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario