fbpx Advirtieron sobre la destrucción del ecosistema local y la necesidad de políticas para la conservación – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Advirtieron sobre la destrucción del ecosistema local y la necesidad de políticas para la conservación

“Tenemos uno de los sistemas serranos más antiguos del mundo y lo estamos aniquilando” alertaron desde Granja los Pibes. Explicaron que la urbanización, fumigaciones y caza furtiva, son solo alguno de los motivos para la pérdida de la flora y fauna silvestre. Reclamaron dejar de lado los intereses económicos, decisiones políticas, conciencia ciudadana y urgencia, porque la necesidad de un cambio es “hoy”.

El Eco

El Centro de Rescate de fauna silvestre Granja Los Pibes realizó una serie de estudios por distintas áreas del partido de Tandil, a través de los cuales detectaron que los ecosistemas están siendo básicamente destruidos por el ser humano.

Las anomalías que identificaron en los trabajos se fueron acentuando con el tiempo y, según reveló Emilio Fernández, referente de la Granja, tienen que ver principalmente con el sistema de siembra, las fumigaciones, la tala de montes nativos, el mascotismo, la ampliación de cascos urbanos y la apertura de calles, además de la caza furtiva.

“Es momento de dejar a un lado los intereses económicos, pensar en reconstruir y cuidar la biodiversidad que tienen estos ambientes, entendamos que dentro de estos ecosistemas estamos nosotros y nuestros hijos”, llamó a reflexionar.

En ese sentido, aseguró que hace falta profundizar en educación de la sociedad, conciencia y sobre todo en decisiones políticas que apunten a la preservación. “Hay un montón de soluciones posibles”, garantizó y consideró que el Municipio ignora estas cuestiones porque no hay un rédito económico.

El tiempo es ahora, y apremia

Puntualmente con respecto a la siembra tradicional y las fumigaciones de los espacios, Fernández explicó que terminan haciendo que la flora silvestre y autóctona termine desapareciendo. Con esto, se percibió una notable reducción de la población de especies de pajaritos pequeños que se alimentan de las semillas, que se terminaron centralizando en focos, aunque en otras partes desaparecieron completamente.

Asimismo, con la expansión del área urbana y las edificaciones la fauna silvestre perdió su refugio y alimento, y se ha visto obligada a correrse de su hábitat. Enumeró que debido a esto pumas, gatos monteses y zorros están expuestos, por eso también la gente los visualiza más.

“Están en peligro, el 85 por ciento de ellos es asesinado, ya sea por un disparo o por atropellos”, reveló de acuerdo a las evidencias que registran al hacer recorridas.

Desde su concepción, estas son reacciones comunes del ser humano y pasan por una cuestión cultural o ignorancia. De todas maneras, admitió que hoy hay un poco más de conciencia al respecto, sin embargo todavía queda mucho por hacer.

Compartió los diagnósticos de los especialistas que pronosticaban el urgente cuidado de la biodiversidad, porque si en diez años no se cambiaba el rumbo el cambio climático sería enorme, con temperaturas extremas que afectarán hasta la producción, y por ende la economía.

“Es ya, hoy hay que ir modificándolo”, apuró, y afirmó que para eso es necesario que se tomen medidas políticas.

Aniquilando las sierras

Fundamentalmente, el referente de Granja Los Pibes señaló que esas políticas deberían estar enfocadas hacia la divulgación de información, acompañar en la concientización y educación.

Sin embargo, también explicó que hay políticas aplicables a los productores, como se hace en algunos lados, para que un pequeño porcentaje de las producciones se mantengan en estado silvestre. Eso también implicaría que la aplicación de agroquímicos también sea moderada.

En tanto que para los que eligen vivir en las sierras, también puede haber una regulación que apele a la conservación de la flora natural y autóctona. “Tenemos uno de los sistemas serranos más antiguos del mundo y lo estamos aniquilando”, alertó.

Por otro lado, indicó que tampoco se está teniendo en cuenta la caza indiscriminada y furtiva, lo cual muchos toman como un deporte e incluso viene mucha gente del exterior a practicarlo en los humedales locales.

Garzas, patos, chajás, cigüeñas y muchos otros ejemplares son ejecutados y según Fernández, a causa de esto, estudios de la Unicen han detectado plomo “un metal muy peligroso” en el agua por la cantidad de disparos.

“Solamente quedan el 20 por ciento de los humedales que habían y las mayorías de las aves se concentran en esas lagunas generando diversos problemas, como muchas concentraciones y pujas por la alimentación”, razonó.

Rescate, cuidado y liberación

Desde el Centro de Rescate vienen trabajando hace años en el cuidado de la fauna silvestre y allí se avocan, por un lado, a la educación sobre los animales exóticos que tienen y su explicación de porqué no pueden volver a su ecosistema. Mientras que por otro lado, tienen la guardería con ejemplares encontrados por la gente, que generalmente trata de crías de hurones, zorrinos, vizcachas y aves.

Con estos últimos, lo que hacen es alimentarlos y entrenarlos para que puedan regresar a su hábitat, ya que muchos suelen estar “mascotizados”. Una vez que consideran que está listos, estudian cuál sería el lugar indicado para la liberación.

Cuando se trata de felinos, explicó que intentan que sea en sitios alejados de donde haya personas cerca, pero contó que con otras especies sucede que hay campos que están a disposición para la liberación de fauna y garantizan su protección.

“Nosotros además del trabajo en la granja necesitamos más ayuda en cuanto a la educación y las decisiones políticas”, planteó, asegurando que la ciudad dispone de muchos profesionales expertos en el tema que no son tenidos en cuenta ni son consultados.

Consideró, entonces, que desde el Municipio ignoran estas cuestiones porque no hay un gran rédito económico en base a esto, a diferencia de la urbanización y de las grandes extensiones productivas.

“Es cuestión de educación y falta de información sobre el tema, porque hay un montón de soluciones posibles”, señaló. Mientras tanto y como siempre, ellos seguirán sin bajar los brazos y ni bien comience el ciclo lectivo de manera presencial avanzarán con las capacitaciones para generar conciencia en las escuelas.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario