Avanzan los trámites para definir la obra en la Ruta 226

Ruta 226

El Eco

La localidad de Azul fue el punto de encuentro elegido para dar un nuevo paso hacia las reformas del tramo de la Ruta 226 que atraviesa Tandil, entre otras obras. Ayer el subsecretario de Obras Públicas, Luciano Lafosse, y los directores de Vialidad, Sebastián Pedro, de Desarrollo Urbano, Victoria Deguer y de Obras Sanitarias, Guillermo Allasia, participaron de la audiencia pública por el Corredor Vial A, que organizó la Dirección de Vialidad Nacional del Ministerio de Transporte de la Nación.

La iniciativa se dio en el marco del proyecto Red de Autopistas y Rutas Seguras, que lleva adelante el Gobierno nacional a través del sistema de Participación Público Privada (PPP) y que en el corredor Vial A incluye obras en las rutas 3, desde Las Flores hasta Coronel Dorrego, y en la 226 en el tramo que va desde Balcarce hasta el cruce con la Ruta 51. Este último caso contempla la construcción de una variante en el tramo que atraviesa la ciudad.
Las presentaciones estuvieron a cargo de Ricardo Stodhart, director de Asuntos Jurídicos de Vialidad Nacional y a la vez es el presidente de la audiencia pública correspondiente a Tandil, más un ingeniero y un técnico del equipo que explicaron todo lo que se va a desarrollar en el ramal que abarca a la ciudad.

Según contó Luciano Lafosse, ellos explicaron que entre Las Flores y Azul van a hacer una autovía, corriendo la traza en cada una de las ciudades. En tanto que desde Azul hacia el sur continuarán con lo que llaman “ruta segura”, esto refiere a la realización de vías con banquinas pavimentadas, carriles anchos, obras para evitar cruces por localidades, cruces a diferente nivel con rutas importantes, ferrocarriles y circunvalaciones, entre otras.

Dos proyectos
para Tandil

Para el caso puntual de esta ciudad, desde Vialidad Nacional presentaron una carpeta con dos proyectos. Uno es hacer una autovía sobre la traza actual, mejorando las rotondas, y otra opción es crear un distribuidor de tránsito a la altura de la calle Buenos Aires e ir con una ruta segura que pase por la circunvalación de Ana Irazusta de Santamarina, que se conectaría nuevamente cerca del cruce con la Ruta 74.

“Luego de escuchar esas opciones, presentamos un propósito diferente que contempla generar una vía por sobre la traza actual, elevando el nivel de la ruta, con la intención de que la ciudad quede por debajo y de esa manera evitar la barrera urbana que hoy por hoy está marcando y condicionando el crecimiento de la ciudad, ya que se podrán habilitar todas las calles por debajo de la ruta”, detalló el subsecretario de Obras Públicas

“Nosotros consideramos que la opción de hacer una autovía no elimina los inconvenientes de barrera que genera la ruta, y trasladarla a 2.500 o 2.600 metros de donde está ahora, no es una solución definitiva y en poco tiempo tendremos el problema similar, además de que esa es una zona baja por lo que habría que terraplenar la traza, con un importante costo y complicación”, señaló.

Según contó Lafosse, las autoridades nacionales se mostraron muy receptivas con la propuesta que presentaron desde el Municipio y esta semana se estarán reuniendo nuevamente para ver si se puede avanzar en esa dirección. “Esto es algo que debe definirse con cierta urgencia, porque de acuerdo al cronograma que ya tienen establecido, el 18 de enero estarían presentando el pliego para iniciar el trámite de la licitación, que se llamaría para marzo de este año”.

Si todo sigue este ritmo, los movimientos de obra estarían comenzando entre junio y julio de este año.

Cómo funciona el PPP

El Sistema de Participación Público Privada (PPP) es una modalidad nueva que corre un poco de lado la ley de obras públicas antigua, y apuesta a la incorporación de capital privado para invertir en estas obras de infraestructura. De esta manera el estado deja de ser el único financiador.

Lafosse contó que este sistema no solamente se está aplicando para las rutas, sino que también se está empezando a usar para generar viviendas y mejoras en infraestructura en puertos entre otros. “Se termina pagando con la concesión a 15 años, con posibilidad de extensión a un año más, en el caso de este corredor”, explicó.

Por el momento hay muchas empresas locales y extranjeras interesadas, pero algunas con preocupación de que falte piedra, cemento o ingenieros para semejantes obras. Entre el 18 y el 25 de enero se llevarán adelante todos los pasos ligados a las licitaciones.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario