fbpx Bares y restaurantes trabajaron con clientes dentro de los salones durante el día y cerraron por la noche – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Bares y restaurantes trabajaron con clientes dentro de los salones durante el día y cerraron por la noche

Luego del debut del miércoles, que terminó con cuatro locales infraccionados, la actividad se mantuvo con aforo, pese a que la Fase 2 fija que pueden funcionar únicamente con mesas al aire libre. Entre las 19 y las 20, la mayoría cerró para evitar nuevas multas. Decidieron abrir un compás de espera hasta hoy, a la expectativa de lo que defina la Nación ante el vencimiento del DNU. El Municipio no labró infracciones durante la jornada.

Rody Becchi

La convocatoria de los gastronómicos a rebelarse contra las disposiciones sanitarias vigentes abrió ayer un compás de espera a la expectativa del escenario que se conocerá hoy, al cumplirse el plazo de vigencia del Decreto de Necesidad y Urgencia emanado por el Ejecutivo nacional. “No queremos que nos infraccionen de nuevo, cuando quizás mañana (por hoy) esté permitido abrir”, justificó el titular de un comercio del rubro.

Tras cumplir con la primera jornada este miércoles, donde los controles y las infracciones nocturnas llevaron a muchos a cerrar sus puertas, pese al criterio compartido por más de medio centenar de comercios, ayer reeditaron la modalidad, aunque con algunos cambios: permitieron ingreso a los salones durante el día, pero no de noche.

Al cierre de esta edición, el operativo de control realizado anoche por la Dirección de Inspección General y Habilitaciones, en conjunto con la policía, concluyó sin infracciones.

La actividad se enfocó en detectar movimiento después de las 20, horario hasta el que se permite la circulación en el marco de la emergencia por la pandemia del coronavirus.

Los inspectores, junto con los efectivos policiales, recorrieron el microcentro, las avenidas y otros centros comerciales de la ciudad. “No hubo locales gastronómicos que atendieran después de las 20”, confirmaron desde el Municipio.

En paralelo, entre el miércoles y ayer, se notificaron a más de 30 locales que tuvieron clientes en el interior durante la mañana y la tarde.

La jornada

Como se informó, el panorama que se vivió el miércoles por la noche llevó a muchos a retrotraerse durante la víspera ante el temor de ser multados y tener que afrontar el pago de una suma extraordinaria, en medio de una situación que no permite mucho margen.

“Lo complicado fue la noche”, coincidió uno de los prestadores del rubro sobre lo sucedido el miércoles, a diferencia de la experiencia durante el horario matutino y vespertino.

Luego del debut, ayer la mayoría decidió abrir en el horario previsto para la Fase 2. Sin embargo, desafiaron las disposiciones vigentes para el esquema de la administración bonaerense y permitieron el ingreso de los clientes a los salones, respetando la capacidad.

Así, al igual que el miércoles, durante el día se observó movimiento de personas en el interior de los salones, circunstancia que reflejó el apoyo de los clientes  a la actividad, más aún si se considera que se registraron bajas temperaturas que pusieron a prueba la permanencia en una mesa al aire libre.

El criterio se mantuvo, especialmente en los cafés y bares. Pero a la noche, muchos se replegaron y decidieron cerrar, a la espera de lo que pueda suceder en el transcurso de la jornada.

“Vamos a esperar”

Anoche, la jornada concluyó entre las 19 y 20, independientemente de los pedidos realizados. “Hoy (por anoche) decidimos cerrar y vamos a esperar a mañana (por hoy) para abrir”, adelantó a El Eco de Tandil uno de los voceros del sector.

La situación es dispar, según la actividad que realicen dentro del rubro. Por eso, “hay muchos con ganas de abrir y otros que no”, y eso se vio reflejado en el nivel de respuesta que tuvo la convocatoria durante el primer día.

“Primero pasó la policía por algunos locales y avisó que cerraran; algunos hicieron caso y otros quedaron abiertos”, describió.

Para hoy, la atención estará puesta en los eventuales anuncios, aunque ya muchos se animaron a anunciar la apertura “con reserva”.

Las infracciones del miércoles

El miércoles por la noche, después de las 20, los controles se tornaron mucho más estrictos, ya que el Municipio salió a las calles con apoyo de efectivos policiales para impedir que los comercios estuvieran abiertos en el horario en el que el DNU prohíbe la circulación.

Como resultado, labraron cuatro actuaciones por infracción al artículo 4.4 de la ordenanza municipal 17.079 que establece un régimen contravencional para la emergencia sanitaria.

En detalle, según informó la policía, se iniciaron actas al propietario de una pizzería ubicada en Rodríguez al 600, de un comercio de San Martin al 500, de dos locales de 9 de julio al 500. En todos los casos, se encontraron personas en el interior de los salones, por lo que se redactaron los expedientes que serán elevados al Juzgado de Faltas.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario