Continúa la toma del Polivalente ante la falta de respuestas por parte de la Provincia

Los alumnos que el lunes decidieron ocupar el edificio de 4 de abril y Sarmiento, pasaron allí la noche y exigieron la presencia de autoridades provinciales para que la empresa adjudicataria efectivamente concluya la obra, tal como se prevé en el contrato que se suscribió el mes pasado. Desde la Provincia aseguraron que la obra no está paralizada y que instaron a la firma para que incremente durante el transcurso de esta semana la cantidad de personal afectado a las tareas, para terminar en tiempo y forma el compromiso asumido.

Los estudiantes del Polivalente decidieron tomar de manera pacífica la sede de 4 de abril y Sarmiento para exigir la financiación inmediata de la obra.

El Eco

La Escuela Polivalente de Arte se ha constituido, tristemente, en el paradigma de la desidia edilicia estatal y las promesas eternas. Luego de décadas de luchar por una sede propia, se logró concretar la construcción de un edificio en 4 de abril y Sarmiento, pero la obra fue paralizada antes de que se complete la totalidad del proyecto de infraestructura.

El 5 de septiembre, la comunidad de la institución encabezó una numerosa marcha por las calles céntricas que culminó en el Municipio, donde fueron recibidos por autoridades locales y provinciales, quienes garantizaron la reactivación de las tareas.

En aquella ocasión, la subsecretaria de Políticas Docentes y Gestión Territorial de la Provincia, la tandilense Florencia Castro, confirmó la reanudación de la obra para la semana del 12 de septiembre.

También en esa oportunidad, las autoridades hicieron entrega a los representantes de los distintos ámbitos del Polivalente de una copia digital del contrato suscripto con la firma Ernesto Tarnousky SA, por un monto de 16.214.392 pesos, y un plazo de ejecución de 120 días para finalizar el edificio de la nueva sede escolar.

La determinación de los estudiantes

El lunes, estudiantes de la escuela de arte decidieron una toma pacífica de las instalaciones para exponer la falta de respuestas en cuanto al avance de las obras prometidas.

La medida de fuerza comenzó a las 18, cuando una treintena de adolescentes anunció la determinación de permanecer en el lugar hasta obtener una certeza respecto de la finalización del proyecto edilicio.

En una entrevista cedida al ciclo televisivo y radial Tandil despierta (104.1 Tandil FM y ECO TV), la presidente del Centro de Estudiantes Sofía Reynoso, expresó que el movimiento detectado  en la obra sólo corresponde a obreros  que están para “hacer de caseros” y no para trabajar allí en pos de un real avance en los detalles que restan completar.

“La comunidad está dividida, los directivos y algunos docentes no están de acuerdo y se manifiestan en contra de la toma, pero es una decisión tomada por los alumnos y es válida. Hay padres y docentes que nos acompañan”, sostuvo la referente del alumnado y renovó la intención de permanecer en el lugar hasta tanto no obtengan una respuesta del ámbito provincial, basada en el cumplimiento efectivo de las acciones prometidas hace un mes y no en “papeles”.

Con respecto a las repercusiones del hecho –es la primera vez que en la ciudad se decide la ocupación de un edificio del nivel secundario- y el acompañamiento recibido, Reynoso manifestó que alumnos de otras instituciones les hicieron llegar su apoyo, pero que se sienten “defraudados” y “avergonzados” porque, según su relato, personalidades políticas que utilizaron a  Polivalente  en sus discursos, no se acercaron a preguntar sobre la situación.  “A la ciudad le duele bastante esto, nos sorprende que el Municipio no haya mandado a ningún representante”, sentenció.

Decepcionados y molestos por el incumplimiento de los anuncios, la joven aseguró que  seguirán insistiendo porque su demanda es clara y  no van a claudicar en su postura.

A través de una asamblea estudiantil -el organismo máximo de representación  del alumnado- en la tarde de ayer se determinó la continuidad de la ocupación pacífica del espacio por 24 horas más, al considerar insatisfactorias las acciones perpetradas durante la jornada por parte de las autoridades competentes y volvieron a  exigir que la Dirección General de Cultura y Educación de la Provincia tenga un gesto de acercamiento concreto.

Versiones encontradas

Quienes sí se hicieron presentes en la jornada de ayer para dialogar con los alumnos del establecimiento que llevaban adelante la ocupación de las instalaciones fueron, por separado, la inspectora jefe distrital de Tandil Carola Figueroa; la inspectora regional Guillermina Levy; representantes gremiales; y el presidente del Consejo Escolar local, Cristian Cisneros.

Desde el Consejo Escolar le informaron a El Eco de Tandil que las tareas por parte de la nueva empresa adjudicataria no se realizaban porque no había cumplimentado los papeles correspondientes a las pólizas de los seguros de riesgo de trabajo para sus empleados. Cisneros confirmó que el arquitecto Julio Patricio,  el inspector de la Dirección Provincial de Infraestructura encargado de la obra, aseveró que la firma presentó los seguros correspondientes y se procederá a labrar el acta de inicio para que el viernes se concrete la reanudación de los trabajos. Además, Cisneros informó que el equipo directivo de la Escuela Polivalente fue notificado de las novedades del caso y él mismo se ocupó de transmitirle la información a los estudiantes.  “Por lo que tengo entendido, quizás mañana pueda llegar a venir alguna autoridad a Tandil, pero lo que tenemos confirmado hasta el momento es lo del viernes”, declaró.

Por otra parte, la funcionaria de la Provincia Florencia Castro, brindó datos diferentes  sobre el tema durante una entrevista concedida al programa radial Buenas y santas (104.1 Tandil FM). Las razones esgrimidas por la subsecretaria de Políticas Docentes y Gestión Territorial para justificar la lenta progresión de la obra,  tienen asidero en la escasa cantidad de personal afectado por la empresa Tarnousky para ejecutar las tareas.

“La empresa va muy lento, son pocos los obreros que están ahí. Estamos en conversaciones con la empresa para que disponga de más personal para terminar lo más pronto posible”, y aclaró que la obra no está paralizada aunque el trabajo no tenga el ritmo esperado.

También  despejó rumores sobre una presunta falta de fondos por parte del Ejecutivo bonaerense para llevar adelante el acuerdo rubricado, y señaló que la Provincia no mantiene ninguna deuda con la firma porque aún no se presentó ningún certificado de avance de obra.

“Están las condiciones dadas para que puedan trabajar y finalizar dentro del plazo estipulado de 120 días. La empresa tiene otra obra en Tandil, que es la de la Escuela Técnica 3, pero pedimos que refuercen la de Polivalente para finalizar en los plazos correspondientes”, indicó Castro, quien mencionó también la falta de las pólizas aseguradoras, que constituyen una cuestión meramente administrativa que no atenta contra la validez del contrato.

La empresa a cargo de la obra está autorizada por el Ministerio de Educación de la Nación, que evaluó la capacidad técnica y financiera de la misma para ejecutar proyectos de esta índole, pero no destina hasta el momento la cantidad suficiente de personal para agilizar los trabajos y la técnica necesarios para finalizar la infraestructura. Según Castro, esta semana deberían intensificarse las actividades dentro de la sede de 4 de abril y Sarmiento para que los resultados se materialicen y las promesas se vuelvan tangibles.

Para cerrar, expresó su disconformidad con la medida de fuerza adoptada por el alumnado y expuso que, si bien el reclamo es válido y legítimo, “no es bueno para nuestras instituciones la toma de un colegio, pueden manifestarse de otras formas”.

El IPAT y el Conservatorio 

El Instituto del Profesorado de Arte 4 Escultor Carlos Allende y el Conservatorio de Música Isaías Orbe son otros dos símbolos del abandono estatal que persiste desde hace años en la ciudad.

Luego del cierre del edificio de Alem y Pinto y tras una ardua lucha, el IPAT recibió en comodato las instalaciones de la estación de trenes, además de la autorización para compartir edificio con la Escuela  Primaria 37. A fines de septiembre pudieron comenzar a usar el espacio del establecimiento educativo primario y la semana pasada las autoridades finalmente recibieron las llaves de la histórica estación ferroviaria. Acorde a la información oficial, solo falta que llegue un papel de Ferrosur con la firma de ellos y rubricarlo para que la institución terciaria desarrolle actividades efectivamente en el lugar.

“No podíamos esperar los tiempos del Estado porque nos urge utilizar ya ese lugar y organizamos una jornada de limpieza hoy (por ayer) para acondicionar dos o tres espacios y que los talleres de grabado, pintura, escultura y cerámica empiecen a funcionar en ese lugar”, le relató el vicepresidente del Centro de Estudiantes del IPAT, Emiliano Invernizzi, a este Diario, quien señaló que hasta ahora esos talleres se dictan  en la sede anexa de Alem 448, pero está sobrepoblada de matrícula y ya no puede contener  a todas las actividades que se trasladaron allí después de la clausura de la vieja sede céntrica.

Por otra parte, los representantes del Consejo Escolar viajarán mañana a La Plata para efectuar un seguimiento del contrato  de alquiler del edificio ubicado en Belgrano al 700 para que allí funcione la sede unificada del Conservatorio, cuya matrícula se haya repartida en la actualidad entre nueve dependencias que cedieron voluntariamente sus instalaciones para reanudar el dictado de clases, luego de que el edificio de Alem y Maipú fuera clausurado de forma definitiva tras el desplome del cielorraso de un aula el último 30 de agosto.

Al respecto, el consejero escolar Pablo Anriquez confirmó que el contrato elaborado por la Secretaría Legal y Técnica del Municipio se encuentra en la división Propiedades de la DGCyE –porque el pago del alquiler corresponde a la Provincia- y esperan que se ponga en vigencia próximamente para concretar el traslado de la comunidad educativa.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario