El proyecto “Abriendo Lecturas” impactó en más de 700 alumnos del nivel secundario

Natalia Cuchán, Belén Poloni y Helena Ardanch indicaron que se busca revitalizar el concepto de lectura y escritura.

El Eco

“Abriendo Lecturas” es el proyecto que la Biblioteca Popular Sarmiento de Villa Italia lleva a cabo desde el 2013. El mismo, comenzó con dos líneas de acción, uno que buscaba articular los espacios formativos superiores con nuestra biblioteca; y el otro, realizar actividades de promoción de lectura en establecimientos educativos del nivel secundario.

En diálogo con El Eco de Tandil, Braian Urban, de la comisión directiva de la Biblioteca; junto a Natalia Cuchán, Belén Poloni y Helena Ardanch, coordinadoras del proyecto, explicaron el crecimiento de la propuesta y lo que se viene para este año.

-¿Cuáles son los proyectos de promoción de lectura que tiene la Biblioteca?
Braian Urban: -Actualmente contamos con tres proyectos de promoción de la lectura, sumado a las diversas actividades que realizamos en la biblioteca.
Además de “Abriendo Lecturas”, que ya te contarán las coordinadoras, tenemos “Cuento móvil”, que se desarrolla en diversas instituciones educativas de nivel inicial y primario de Villa Italia el cual consiste en intervenciones de lectura y narración a través del sistema de valijas con obras literarias; “Lectubers”, proyecto de promoción de lectura a través de nuevas tecnologías donde niños y jóvenes realizan videos de reseña y crítica literaria.
Además, estamos planificando otros dos para desarrollar durante la segunda mitad del 2018: “Pluralidad”, que se trata de promoción de lectura y acceso al libro en contextos rurales del Centro de la Provincia de Buenos Aires; y “Giros” lecturas itinerantes en diversas instituciones de la sociedad de la ciudad de Tandil.
En general trabajamos desde tres ejes estratégicos para la promoción de lectura. El primero está vinculado a lo educativo, en instituciones como guarderías, jardines de infante, escuelas; el segundo, relacionado a instituciones de la sociedad civil donde se trabaja en red con otros espacios; y por último, las actividades que se desarrollan en la biblioteca, que van desde espacios de lecturas, talleres literarios, café literario, charlas, encuentros, etc.

-¿De qué se trata específicamente el vínculo que mantienen con instituciones educativas de nivel secundario a través del proyecto “Abriendo Lecturas? ¿Cómo se trabaja con ellos?
Belén Poloni: -En estos seis años de vida del proyecto, se han construido dos líneas diferentes de vinculación con las escuelas secundarias. Por un lado la articulación con el profesorado de Lengua y Literatura del ISFDyT 10; y por otro, la del voluntariado, destinada a todos aquellos que han sido mediadores en los ciclos anteriores del proyecto.
En cuanto a la articulación con el ISFDyT 10, en este año y por tercero consecutivo, articulamos con la EEST 5 y se han realizado, desde el mes de marzo reuniones con el equipo directivo para coordinar los cursos y fechas en las cuales se realizarán los encuentros.
Los mismos consisten en un cronograma anual de intervenciones artístico-literarias en las aulas de secundario donde estudiantes del segundo año del profesorado de Lengua y Literatura comparten valijas de libros y generan instancias de lectura, exploración de los libros y debate, encuentros que los alumnos del profesorado han diseñado y planificado en instancias previas en la Biblioteca.
Las valijas de libros buscan ser variadas en autores, formatos de libros, géneros literarios y las propuestas de trabajo que se llevan a cabo en el aula abarcan diversas temáticas que van desde el arte hasta cuestiones filosóficas o problemáticas de la sociedad actual.
Por otro lado el voluntariado, que se abrió en este 2018 para dar respuesta a quienes en años anteriores han participado del proyecto como mediadores y buscaban nuevas instancias de intervenciones literarias en el aula. A este momento ya se ha concertado un cronograma de intervenciones anuales en varias escuelas secundarias de nuestra ciudad, y se está gestionando para ampliarlo.

-¿Hace cuánto que tienen este proyecto y cómo inició?
Helena Ardanch: -Comenzó con una prueba piloto en 2013, y desde el 2014 a la fecha, viene realizándose sistemáticamente en la articulación con el ISFDyT 10. En este 2018, se agregó la nueva línea del voluntariado.
B.U: -Este proyecto comenzó con dos líneas de acción, uno que buscaba articular los espacios formativos superiores con nuestra biblioteca; y el otro, realizar actividades de promoción de lectura en establecimientos educativos del nivel secundario. Con nuestros proyectos nos interesa impactar en jóvenes y adolescentes, es una mirada estratégica de nuestra institución que venimos desarrollando desde hace mucho tiempo.

Braian Urban destacó la importancia del proyecto.

-¿Cuáles son los objetivos del proyecto?
Natalia Cuchán: -El principal propósito de la apuesta que lleva adelante la Biblioteca Popular Sarmiento es promover de un modo estable y gradual el interés por la lectura en los jóvenes de las escuelas secundarias de la ciudad, a la vez que busca revitalizar el concepto de lectura y escritura creando nuevos y diversos espacios de encuentro entre los jóvenes y el libro.
Además, la articulación con el ISFDyT 10, busca fomentar que los estudiantes transiten experiencias educativas en donde los espacios formales dialoguen con la sociedad civil y sus organizaciones, porque entendemos que un docente que se piensa como ciudadano y como actor cultural no puede ser ajeno al ritmo, al movimiento o aún al silencio que acontece en su comunidad.

-¿Algo más que quieran agregar?
B.P: -Para dimensionar el impacto del proyecto en números, desde el 2013 al 2018 se ha trabajado en la ES 2 “Florentino Ameghino” y su anexo; la EEST 5 “Juan Domingo Perón”; ES 15 “Luis Alberto Spinetta” y en este momento se está conversando con otras escuelas secundarias de la ciudad.
Han participado 65 mediadores de lectura (estudiantes del profesorado de Lengua y Literatura del ISFDyT 10); se han realizado 10 visitas a la Biblioteca Popular Sarmiento; 60 intervenciones vinculadas a la promoción de la lectura en las aulas de diferentes establecimiento educativos; y se otras prevén 40 para este año.
En el marco de “Abriendo Lecturas” se han compartido más de 1200 libros en las aulas e impactado en más de 700 alumnos del nivel secundario.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario