fbpx Escritores y editores locales se organizaron para impulsar una ordenanza que regule la actividad – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Escritores y editores locales se organizaron para impulsar una ordenanza que regule la actividad

Se trata de un grupo de jóvenes y no tan jóvenes que decidieron organizarse colectivamente para canalizar sus demandas y conseguir un marco regulador que les permita acceder a diversos recursos para el desarrollo de sus actividades.

El Eco

Micaela Vargas y Magalí Iturralde son dos jóvenes que integran el  Movimiento de Escritores y Editores de Tandil y en conversación con el ciclo “Informadísimas”  (ECO TV y 104.1 Tandil FM) contaron de esta incipiente iniciativa que busca ofrecer un marco regulador y contenedor para los artistas de la palabra.

“Decidimos agruparnos para obtener mejores resultados. Veíamos que somos muchos los que escribimos pero estábamos dispersos. Hace dos años con un grupo de chicos empezamos a trabajar en eventos y a hacer intervenciones poéticas con la idea de correr a la poesía de ese rol tradicional del que lee solo y hacerlo más interactivo y poniendo el cuerpo”, explicaron.

En los diferentes eventos de la escena tandilense notaron que se fusionaban la música, la poesía, la expresión corporal, las artes visuales, y comprendieron que las ramas artísticas podían convivir en sinergia y potenciándose unas a otras.

Al detectar este fenómeno y escudándose en las experiencias de otros colectivos, como el de los teatristas, consideraron factible la posibilidad de organizarse para lograr sus objetivos.  “Los teatristas, que tienen su normativa, convocaron a artistas de otras disciplinas para trabajar en el mismo camino teniendo en cuenta sus deseos, necesidades e intereses”, señalaron.

“Queremos agruparnos de manera orgánica. Tuvimos dos encuentros y seguimos convocando a todos aquellos que sientan el llamado, que tengan ganas de ser parte del movimiento, para ser parte de la palabra y poder alcanzar más espacios de formación, creación y difusión”, describieron.

La creación de un Consejo  

En la última reunión, empezaron a  diseñar un proyecto de ordenanza que sirva para reconocer y normativizar la actividad dentro de una agenda literaria local. Los puntos más importantes que aparecen dentro de la construcción colectiva persiguen la conformación de un Consejo de Escritores y Editores en Tandil, como ente regulador para organizar y administrar la agenda, teniendo en cuenta las demandas e intereses de  la ciudad.

En este sentido, puntualizaron que es necesario propiciar espacios de formación y creación literaria; y promover el acceso democrático a distintas publicaciones. Además, apuntaron al otorgamiento de becas, subsidios y la realización concursos; la disponibilidad de recursos económicos y tecnológicos para la conformación de una editorial independiente local; la facilitación de recursos técnicos y tecnológicos para eventos como ferias, recitales, slam, jam de poesía, varieté, seminarios, charlas, talleres y viáticos.

Por otra parte, se enfocaron en la posibilidad de gestionar la creación de la carrera de Letras en la ciudad, como parte de las estrategias educativas y de formación que podrían ampliar el abanico de ofertas académicas locales.

“Sentimos la necesidad de que haya más espacios para crear y compartir. Esto arrancó con un grupito que comenzamos a  escribir y hacer talleres y se expandió, se fueron tejiendo redes a raíz de los eventos que hacíamos, de la web, del contacto boca en boca”, detallaron las jóvenes poetas.

Para contactarse con ellos es posible escribirles a [email protected] o encontrarlos en el perfil de Instagram @moveetandil

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario