fbpx Hay urgencia por visibilizar el problema de las madres que sufrieron violencia y sus tareas de cuidado – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Hay urgencia por visibilizar el problema de las madres que sufrieron violencia y sus tareas de cuidado

Según detallaron desde la Mesa contra la violencia, es imperante que esas madres tengan recursos o acompañamiento estatal. Tandil participará del primer Foro Federal hacia un plan contra las violencias de género y están trabajando en el informe. Además, celebraron el proyecto de despenalización del aborto del presidente Alberto Fernández.

Mariano Leunda

Desde la presidencia están diseñando el próximo Plan Nacional de Acción contra las violencias por motivos de género, que contemplará los lineamientos establecidos a través de las leyes de Protección Integral a las Mujeres y de Identidad de Género.

Desde Tandil, ya adelantaron que están elaborando un informe para poder llevarlo al Primer Foro Federal que será en Mar del Plata la semana que viene.

Para el buen desarrollo del mismo, desde el Gobierno consideraron fundamental favorecer instancias de participación que garanticen la expresión de las voces de todos, por eso, una de las maneras de hacerlo será a través de la realización de estos foros federales en los que se trabajará en torno a cuatro ejes: prevención, asistencia integral, protección de las violencias por motivos de género e interseccionalidades.

“La dinámica de trabajar un día con organizaciones y otro con organismos del estado nos resulta interesante, ya que en la Mesa local hemos logrado esa articulación y generar un diálogo”, expuso la referente de la Mesa Interinstitucional contra la Violencia Familiar y de Género local, Yanina Venier. Además, contempló que fueron justamente los movimientos los que han empujado, en la mayoría de los casos, a que se consoliden ciertas normativas.

Los foros, que se desarrollarán entre los meses de febrero y abril, serán uno de los ámbitos para intercambiar miradas acerca de los diversos modos y abordajes de la prevención, la asistencia integral y protección de las personas en situación de violencia por motivos de género.

Asimismo, permitirán visibilizar las particularidades y diversidades culturales propias de cada una de las regiones en las que se realizarán.

La carencia de prioridad política

Según manifestó Venier, el movimiento feminista es importante en términos reales porque hay un conocimiento en el cotidiano de la gente que es importante de plasmar. “En organizaciones como la nuestra trabajamos a nivel territorial, desde la economía popular y desde lo social, con hombres, mujeres y niños”, explicó.

De esta forma, hace tiempo que vienen insistiendo en el diseño de dispositivo de acompañamiento a las mujeres, pero también asumió que deben poder hacer algo con esos varones que han sido niños, muchas veces criados en contexto de violencia, y hay que poder trabajar integralmente.

A nivel local recordó que se va a cumplir un año de la adhesión a la Ley Micaela, pero todavía no se inició ninguna acción. “Eso da cuenta de que quizás no es prioridad para los funcionarios, o no dimensionan que es una temática que tiene que modificar su forma de entender la política y la gestión”, intimó.

En este sentido evaluó que tener concejales de legisladores que sigan generando normativas sin perspectiva de género es un problema. Consideró que, como desde las organizaciones lo hacen, también desde las gestiones gubernamentales deberían hacer el desafío de problematizar, estudiar, instruirse y formarse.

Si bien se mostró convencida de que con los nuevos gobiernos en Provincia y Nación habrá mayor predisposición, también expuso que hay un problema básico y es la falta de recursos. “Nuestras mejores feministas están participando de alguna manera en pasar del movimiento social a pensar planes de gobierno y políticas públicas”, contó, aunque advirtió que no es fácil, porque no es lo mismo señalar errores que planificar la estructura estatal, legislación o recursos.

Aunque aclaró que no todo lo vinculado a género es violencia, destacó la importancia de que se siga trabajando en las líneas contra la violencia de género y por la igualdad. También agregó que hay mucho por conquistar en derechos de igualdad entre mujeres, varones y disidencias.

“Hace falta reconocer la particularidad de la interseccionalidad, respecto de las mujeres migrantes, las que están  privadas de su libertad o las que tienen problemáticas de consumo”, enumeró como problemáticas que son atendidas por el Estado, pero con políticas dirigidas al varón.

Lo urgente en Tandil

En el caso particular de Tandil, una de las cuestiones más urgentes a atender está relacionada con las mujeres que son madres y, además, sufren violencia, y tiene que ver con visibilizar las tareas de cuidado. Esta situación acarrea dificultades signadas por la violencia, la pobreza, la falta de trabajo, por no tener seguridad habitacional.

Este tema surge en medio de la llamada ruta crítica, es decir el recorrido de las víctimas, y aquí lo vienen trabajando mucho desde lo territorial por ser un asunto central. “Hoy una mujer que tiene que asistir un día al juzgado, otro a la comisaría, a la Dirección de Género y a la Defensoría, el causal principal de que no asista o abandone algún tipo de acompañamiento es justamente que no pueda moverse de su casa por falta de recursos para dejar a los hijos en cuidado”, explicó.

Según planteó, esto podría cambiar con políticas de acompañamiento en transporte para que se puedan movilizar, así como mayor cantidad de cupo o salas maternales para que puedan dejar a sus hijos en lugares cuidados y además tengan igualdad de derechos con otros niños. “Hay solo tres salas municipales, que han desbordado la demanda”, enumeró y aseveró que eso es un condicionamiento básico para salir de la situación de violencia y permitiría que las mujeres que son jefas de familia puedan salir a trabajar.

El problema que las rodea es extenso, ya que según detalló Venier, a veces ni siquiera cuenta con elementos para salir en busca de un alquiler, como tiempo de salir a caminar la calle, un teléfono con crédito, posibilidad de tener garantías o un sueldo mensual.

“Hay que buscar un piso de igualdad para que esas mujeres puedan decidir qué hacer con su vida y no depender de alguien que sí puede salir a trabajar y tiene dinero”, planteó, determinando que muchas veces esa razón es la que consolida las relaciones o dificulta la decisión de acabar con un vínculo violento.

Consideró que a nivel local están las condiciones, ya que las organizaciones vienen trabajándolo y lo han planteado en varias ocasiones

 

Mesas de trabajo propuestas en el Foro   

Prevención de las violencias por motivos de género

Asistencia integral y fortalecimiento del acceso a la justicia

Protección integral y fortalecimiento de redes comunitarias

Interseccionalidad. Abordaje integral en relación a migrantes, comunidades indígenas y rurales, contextos de encierro y personas en situación de trata

 

 

El proyecto de despenalización del aborto “es una decisión acertada”

Desde un primer momento, incluso cuando era candidato, Alberto Fernández se mostró a favor de la despenalización del aborto. Una vez electo, ratificó su idea y adelantó que el Ejecutivo, bajo su mando, enviaría un proyecto para convertir en ley la Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE).

La referente de la Mesa Interinstitucional contra la Violencia Familiar y de Género, Yanina Venier, destacó la voluntad y el compromiso que siempre manifestó el actual presidente. En tanto que ratificó la existencia de elementos de derecho para que tome esa decisión, al referirse a los tratados internacionales de Derechos Humanos a los que Argentina ha adherido.

En este contexto, aseguró que hay un consenso social a favor que se sigue construyendo desde el debate del 2018. “Es una decisión acertada”, aseveró.

“Es un derecho de las mujeres y de salud pública, entonces el Estado no se puede correr de garantizar eso”, sostuvo en entrevista con el Eco Multimedios. Además, recordó que se trata de la soberanía sobre el propio cuerpo y no se le puede negar decidir sobre el mismo ni sobre su maternidad.

En este sentido, remarcó que ya está comprobado que quien decide realizar una interrupción voluntaria del embarazo no está cometiendo un homicidio ni  delito contra otra persona. Lamentablemente los abortos espontáneos o naturales, que no son casos aislados, muchas veces terminan siendo criminalizados.

Será la primera vez que un gobierno mande una norma propia sobre el tema al Congreso, lo cual es un dato clave a la hora de pensar en su aprobación, ya que se espera un involucramiento de importantes funcionarios a favor de la medida.

Por eso, Alberto Fernández encomendó realizar dos proyectos, uno de legalización y otro para asistir a mujeres embarazadas. La encargada de redactarlos es Vilma Ibarra, secretaria Legal y Técnica, histórica militante de la causa y quien impulso, hace más de diez años, el matrimonio igualitario. La funcionaria trabaja en tándem con el Ministerio de Salud, a cargo de Ginés González García, y con el Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad, que comanda Elizabeth Gómez Alcorta.

La meta es presentarlo el primero de marzo, cuando el Presidente brinde su primer discurso ante la Asamblea Legislativa y abra las sesiones ordinarias del Congreso.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario