fbpx La Asamblea por las Sierras ve con buenos ojos que Villa del Lago sea de utilidad pública – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

La Asamblea por las Sierras ve con buenos ojos que Villa del Lago sea de utilidad pública

La agrupación ciudadana evaluó como positiva la herramienta legal concebida por el Ejecutivo para frenar las construcciones en la zona y apuntó que deben desalentarse las edificaciones en los cordones serranos.

El Eco

En medio de los constantes reclamos que efectúan desde hace años en pos de defender el patrimonio natural de Tandil, desde la Asamblea por la Preservación de las Sierras expresaron su acuerdo con la  decisión del Gobierno local de enviar un proyecto de ordenanza al Concejo para declarar de utilidad pública la zona de Villa del Lago y así impedir que se siga construyendo en el área.

En esta oportunidad hicieron una valoración positiva de la propuesta que el Ejecutivo dio a conocer en diciembre y que ya se encuentra en análisis en el cuerpo Legislativo, en la que se intenta poner un freno a las edificaciones a través de una herramienta legal que pretende declarar de utilidad pública la adquisición de los terrenos del macizo -originarios de la quebrada firma Tandil Inversora S.A.-mediante operatorias basadas en la compraventa, permuta, donación, expropiación u otro mecanismo legal. Según establece el texto normativo, quedan excluidas aquellas que a la fecha tengan planos y permisos de obra debidamente aprobados por las áreas competentes.

Sierras libres de construcciones 

La agrupación comunal desde hace más de diez años reclama e interviene ante los problemas suscitados por el avance del hombre sobre el sistema serrano tandilense y sus consecuencias. Fabián Mestralet, integrante del movimiento, remarcó en una entrevista concedida al ciclo “La ciudad” (ECO TV y 104.1 Tandil FM) que evaluaron de forma positiva que se reconozca la necesidad de detener las construcciones sobre las sierras, pero que la mirada debe estar dirigida hacia todos los cordones serranos y no sólo al sector localizado en Villa del Lago.

El hombre apeló a la concientización de la ciudadanía sobre el entorno y los peligros de edificar sobre el relieve serrano, pero calificó la iniciativa  como “un camino correcto” para  impedir que se continúe horadando los macizos. En esta línea, estimó que el siguiente paso debería ser la definición de los planes de manejo teniendo en cuenta las condiciones imperantes.

En Villa del Lago hay más de 250 parcelas, cuya superficie construida no supera el 10 por ciento, pero que ha generado problemas por la provisión de servicios y por algunos incumplimientos con las normativas existentes en torno a los parámetros de edificabilidad. Eso encendió la alarma de la Asamblea, preocupada por la proliferación de obras “irregulares” en el sector y sus consecuencias  en el entorno.

“Construir ahí conlleva perjuicios para la comunidad. Hay otros lugares que son adecuados, hay una zona llana, la zona serrana no es urbana, no tiene servicios ni es zona residencial. Lleva costos enormes que solventamos todos”, evaluó, sin soslayar que como línea política se debería desalentar el crecimiento de la ciudad hacia ese lado y fomentarlo al norte y noreste.

Edificaciones irregulares 

El instrumento legislativo que se trata en el Concejo Deliberante, es una solución definitiva a la medida adoptada a partir del decreto municipal 4215/19 con fecha del 7 de noviembre, firmado por el intendente Miguel Lunghi, que suspendió por 180 días los permisos de obra en la zona. El proyecto concebido se propone como una herramienta para unificar los criterios de dos leyes vigentes, el Plan de Ordenamiento Territorial (PDT) y la Ley de Paisaje Protegido. En paralelo, se siguen haciendo tareas de control y labrando infracciones, para penar a quienes incumplan con lo dispuesto por el marco regulatorio actual.

“Que se usen las herramientas legales para impedir que se construya”, y apuntó a la imposibilidad antes mencionada  de dotar infraestructura de servicios esenciales por las características del lugar y el deterioro ambiental que se genera. También indicó que se autorizaron varias edificaciones por vía de excepción y otras que se levantaron de forma ilegal.

“Habría que analizar las condiciones en las que se dieron los permisos, si lo hicieron de forma ilegal no se debe habilitar por más que paguen las multas, hay cosas que son mucho más graves que no se compensan  económicamente, como los perjuicios ambientales y los costos estructurales”, consideró.

Y agregó: “Se estaba usurpando y vendiendo en forma ilegal también, habría que hacer una auditoría, establecer las condiciones de cada lugar y en el último de los casos expropiar, cuando no quede ninguna otra herramienta”, sopesó.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario