La Cámara Empresaria se suma al servicio de la Usina para trabajar en pos de un uso más eficiente de la energía

Pequeñas y medianas industrias podrán acceder a un asesoramiento técnico de la Usina que les permita reconocer la demanda necesaria de potencia eléctrica y no pagar de más en su facturación.

El Eco

Frente a la posibilidad de nuevos aumentos, es que la comisión directiva de la Cámara Empresaria de Tandil (CET) planteó a la Usina la alternativa de que esta última brinde asesoramiento técnico a sus asociados, a los fines de que los usuarios puedan calibrar la potencia a utilizar y evitar cargos extras en las boletas. Será para aquellos encuadrados en las categorías medianos o grandes consumidores de electricidad.

Si bien se trata de un servicio que la distribuidora eléctrica viene prestando hace cerca de tres años,   la CET es su principal accionista y a partir de su interés esta oferta se amplía y divulga para un uso más eficiente de la energía.

Más allá de la evaluación de equipos e instalaciones en cada industria, también acordaron que al momento de su presentación de demanda en la Usina, le será otorgado su historial de los últimos doce meses de las potencias utilizadas, para que sepan efectivamente el caudal utilizado y determinar con mejor exactitud lo que van a requerir.

De acuerdo al comunicado de la entidad presidida por Agustín Usandizaga, esto tiene un alcance de importancia a la hora de saldar las facturas de luz, dado que las mencionadas categorías -conformadas por usuarios que requieren alta demanda de energía- están reguladas por un marco que les impone realizar declaraciones juradas anuales en las que deben indicar que cantidad de potencia eléctrica van a contratar. Y si luego, al momento de la medición, el consumo resulta por encima o por debajo de la declaración, las facturas se emiten con un incremento.

Consumo por un lado, potencia por otro

 Cabe recordar que la regulación 6 del Ministerio de Gobierno de la Nación, que después terminó en la 22 de la Provincia de Buenos Aires, determinó que la energía se comience a pagar de manera desdoblada, o sea el consumo por un lado y por otro la potencia requerida. De acuerdo a la explicación de Matías Civale, presidente de la Usina local, esto hace que fundamentalmente los grandes usuarios tengan que ser más cuidadosos en cuanto a la potencia que utilizan y que efectivamente la que demanden sea la que vayan a usar.

“Antes quien aspiraba a emprender una industria o pequeña empresa, pedía una determinada potencia libremente porque no había diferencia en lo que pagaba. Ahora esto cambió, y por esa contratación hay un valor que abonar”, detalló. Es por eso que desde la central que suministra la energía decidieron comenzar a brindar a las firmas que hacen del recurso eléctrico un insumo importante, el asesoramiento técnico que les permita medirse en este uso.

“Lo que se está haciendo a partir de la CET es ampliar la difusión de este servicio, que apunta a hacer un uso más eficiente de la energía”, remarcó.

Demanda adecuada

Para llegar a una estimación acertada del caudal de potencia a requerir, van los técnicos a la empresa que lo solicite y miran los equipos instalados. Generalmente, según dijo Civale, cada una tiene contratado su propio electricista que le hizo todas las conexiones.  A partir de ahí se hace un estudio de las máquinas que tienen y además cuál es el tipo de funcionamiento, incluso estacional, ya que hay empresas que utilizan diferentes demandas en los distintos momentos del año. “Por ejemplo, las industrias metalmecánicas durante las vacaciones en enero hacen un menor uso, o las cabañas que tanto para calefaccionar o enfriar los ambientes usan un sistema eléctrico teniendo así mediciones variadas. En esos casos cuentan con la opción de desdoblar la contratación de potencia”, aseguró.

Entonces, la evaluación sirve para determinar la cantidad de potencia necesaria acorde al uso, siempre teniendo en cuenta que si se excede ese volumen la penalidad es muy alta, reflejándose en la facturación.

“Llegar a este cálculo resulta muy sencillo desde el punto de vista técnico, y lo que no se sepa nosotros le damos una mano con el asesoramiento”, facilitó el titular de la Usina. “Además, acordamos con la CET que al momento de su presentación de demanda le pasaremos a la empresa solicitante su historial de los últimos doce meses de las potencias utilizadas, para que ellos sepan efectivamente el caudal utilizado y determinar lo que van a requerir”.

El especialista contó que se trata de un recurso muy habitual y  la mayoría de las industrias utilizan este servicio. “Todos declaran una determinada potencia una vez al año o cuando se acercan a hacer la primera instalación y luego lo van corrigiendo a medida que incorporan alguna maquinaria”.

Desde la CET informaron que los interesados pueden tramitar el asesoramiento de 8 a 15 en la oficina comercial de la Usina, Nigro 575 o llamando al teléfono 0249-4447200 interno 220 o por correo electrónico a: facturado@usinatandil.com.ar.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario