La Escuela Primaria 53 se vistió de fiesta en el acto oficial de inicio del nuevo ciclo lectivo

Ayer a la mañana, en un emotivo acto en la Escuela 53, autoridades políticas, educativas, docentes, alumnos y familiares dieron inicio al ciclo lectivo 2018.

El Eco

Ayer a la mañana, la Escuela Primaria 53 se vistió de fiesta en el acto central de inicio del nuevo ciclo lectivo. En presencia de directivos, docentes, alumnos y familiares, las autoridades llamaron a la comunidad a “trabajar en equipo” por una mejor educación.

Lo cierto es que, una vez más, el comienzo de las clases en el nivel inicial y en primaria llegó en un contexto de conflicto entre el Gobierno provincial y los docentes, que derivó en una medida de fuerza por 48 horas llevada adelante por todos los gremios docentes.

A pesar de ese adverso escenario, la comunidad educativa se congregó a las 10 en las instalaciones ubicadas en Twesdale 1220 para arrancar un nuevo año cargado de actividades y nuevos desafíos.

La ceremonia contó con la presencia del presidente del Concejo Deliberante, Juan Pablo Frolik -quien asistió en representación del intendente Miguel Lunghi-; concejales del oficialismo; el presidente del Consejo Escolar, Cristian Cisneros, junto al cuerpo de consejeros; la inspectora jefa regional, Guillermina Levy; el inspector jefe distrital Tandil, Rodolfo Badín; inspectores de los diferentes niveles y modalidades, directivos, docentes, alumnos y familiares.

En primer lugar, se dio la bienvenida a las banderas de ceremonia para luego entonar las estrofas del Himno Nacional Argentino. Acto seguido, se dio lectura del mensaje del director provincial de Gestión Educativa, Roberto Angrisani, quien deseó a toda la comunidad tandilense un feliz inicio del ciclo lectivo.

Los desafíos

Luego, el inspector jefe distrital Tandil, Rodolfo Badín, brindó un cálido discurso, en el que mencionó, entre los desafíos que se esperan para este año, el nuevo diseño curricular que se implementará en las aulas del nivel primario y para lo cual los docentes fueron capacitados durante febrero.

Aseguró que ello implicará llevar adelante políticas públicas activas que garanticen la enseñanza, la inclusión con aprendizajes y la igualdad de oportunidades para todos los alumnos que conforman la comunidad educativa del distrito.

Desde la Jefatura Distrital, Badín deseó que en esa mirada, las propuestas implementadas se piensen considerando el impacto que tendrán en los aprendizajes de los alumnos.

Consideró que “estas acciones deben ir más allá del esfuerzo individual y de algunas voluntades. Es necesario conformar verdaderos equipos de trabajo entre profesionales con diferentes jerarquías y saberes, pero con un mismo propósito: educar”.

El trabajo
conjunto

Convocó así a los presentes a “trabajar en equipo, más allá de las diferencias y coincidencias que los sujetos tienen en las prácticas en educación. Eso enriquece y lleva al debate, garantizando la pluralidad de opiniones que seguramente repercutirán en forma positiva”.

Por último, el inspector jefe distrital Tandil reconoció que “hay mucho por hacer, el desafío es permanente y nosotros, los docentes, históricamente hemos enarbolado la bandera del conocimiento, el esfuerzo y la capacitación, con el fin de implementar mejores estrategias de enseñanza con el logro de mejores aprendizajes, siempre formando en valores a los sujetos pedagógicos”.

Por su parte, la inspectora jefa regional, Guillermina Levy, saludó especialmente a los alumnos y agradeció a directivos, docentes y padres por su presencia. Destacó luego la labor de dicha comunidad educativa y auguró “un gran año” para todos.

Llamó a los chicos a “estudiar mucho, divertirse, jugar, disfrutar la escuela, ser amigos y comprometerse a asistir a clases cada día con más ganas”.

Para cerrar, coincidió con Badín en convocar a todos a comprometerse y trabajar juntos. “En el salón, en la escuela, afuera, vamos a comprometernos a ser un poquito mejor día a día”, concluyó.

El orgullo
de la directora

Finalmente, la directora de la Escuela Primaria 53, Guillermina Calafatich, se mostró muy emocionada y admitió que es “un honor” para la comunidad educativa de la institución poder compartir con todos un momento tan importante.

Valoró la labor y el compromiso de todo el cuerpo docente, que se hizo presente en el primer día de clases a pesar del paro anunciado por los gremios. Destacó además el trabajo que lleva adelante la asociación cooperadora para mejorar la infraestructura del edificio.

“Es un honor para nosotros poder compartir un momento tan importante”, expresó la directora de la Escuela Primaria 53, Guillermina Calafatich.

Por último, convocó a los alumnos a “navegar juntos y emprender la maravillosa aventura de aprender”.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario