fbpx Caen cuatro policías y un abogado como miembros de una banda narco de Rosario – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Caen cuatro policías y un abogado como miembros de una banda narco de Rosario

Cuatro policías santafesinos -tres de ellos de alto rango-, un abogado y otro hombre fueron detenidos tras 20 allanamientos ordenados por la Justicia en la ciudad de Rosario.

Esteban Lindor Alvarado.

El Eco

Están acusados de integrar una asociación ilícita dedicada al narcotráfico que tiene como protagonista a Esteban Lindor Alvarado (42), un presunto capo narco actualmente preso que está enfrentado a la banda “Los Monos”, informaron fuentes judiciales.

Entre los civiles apresados se encuentra el abogado de Alvarado, Claudio Tavella, quien lo representó judicialmente en febrero pasado cuando “El Esteban” fue imputado por varios delitos tras caer detenido en un camping de la localidad cordobesa de Río Tercero, donde se había refugiado de un pedido de captura.

Los fiscales del caso, Matías Edery y Luis Schiappa Pietra, adelantaron que los detenidos serán imputados hoy por su presunta participación en la asociación ilícita, en la que “prestaron colaboración o realizaron algún aporte”.

Durante una rueda de prensa, aclararon que no adelantarán la evidencia que presentarán pero dijeron que los policías detenidos cumplieron la función de “proveer impunidad a las acciones que llevaba a cabo la asociación”.

Durante los 20 allanamientos realizados ayer por la Policía fueron detenidos el exjefe de Drogas Peligrosas, comisario Gustavo Spoletti; el exjefe de Inteligencia de la Policía de Investigaciones (PDI) en Rosario, Javier Makhat; el comisario Luis Quevertoque, que participó de la investigación a “Los Monos” desde la División Judiciales; y Cristian “Chamuyo” Di Franco, jefe de la seccional en la localidad santafesina de Carcarañá, informaron las fuentes.

Precisaron que los dos otros dos detenidos son el abogado de Alvarado, Tavella, y Jorge Benegas, presunto miembro de la asociación ilícita investigada.

Como consecuencia de la detención de Tavella, la Justicia Federal de Rosario suspendió hoy la declaración indagatoria de Alvarado, en la que iba a ser acusado como organizador del tráfico de 500 kilos de marihuana de Rosario a General Roca, en Río Negro, que fueron interceptados por la policía de esa provincia en noviembre de 2017.

 

Los antecedentes

 

Alvarado está detenido desde febrero con prisión preventiva tras ser imputado por la Justicia de Rosario como líder de una asociación ilícita destinada a cometer diferentes delitos.

Lo que permitió su arresto fue su presunta autoría intelectual del crimen de un prestamista llamado Lucio Maldonado, que fue secuestrado, torturado y asesinado en noviembre de 2018.

El rastreo del GPS de un vehículo utilizado en el homicidio permitió a los investigadores llegar hasta una propiedad ubicada en las afueras de Rosario, donde habría estado secuestrado Maldonado, que es propiedad de Alvarado.

También fue imputado en febrero como instigador de dos ataques a balazos a edificios judiciales de Rosario, que intentó hacer pasar como balaceras ordenadas por los cabecillas presos de la organización criminal “Los Monos”, con la que está enfrentada.

Como continuidad de la investigación, en junio fueron arrestados como miembros de la banda de “El Esteban” dos hermanos de la fuerza de seguridad provincial: David y Martín Rey.

El primero era un alto jefe de la PDI y según los fiscales actuaba bajo las órdenes de Alvarado para dotarlo de impunidad en sus negocios ilícitos.

“Cuando detuvimos a Esteban Alvarado y logramos rescatar el celular en el río y luego abrirlo, sabíamos que se podía llegar hasta el hueso”, dijo a través de su cuenta oficial de Twitter el ministro de Seguridad de Santa Fe, Maximiliano Pullaro.

 

Caja de Pandora

 

Se refirió así a la recuperación de un iPhone que estaba en poder del delincuente y fue enviado a Estados Unidos para desencriptarlo, lo que permitió ampliar la investigación a los fiscales Edery y Schiappa Pietra.

El funcionario consideró que con la caída del presunto narco “se abría la Caja de Pandora” y valoró la tarea del Organismo de Investigaciones (OI) que conduce Marcelo Saín, pieza clave para desmantelar la organización criminal.

Si bien el nombre de Alvarado forma parte de la crónica policial desde hace años como presunto jefe de una banda narco de gran envergadura, recién hoy iba a ser indagado por primera vez por ese delito.

En las escuchas de varias causas provinciales y federales apareció mencionado y su hermana y su cuñado fueron condenados en marzo pasado por narcotráfico.

Hasta fines de año pasado cumplió una condena de seis años y seis meses de prisión por robo automotor. (Télam)

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario