fbpx Consideran “machista” al juicio por el crimen de cuatro mujeres – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Consideran “machista” al juicio por el crimen de cuatro mujeres

Javier "La Hiena" Quiroga, el condenado.

El Eco

Una familiar de las víctimas del denominado “cuádruple crimen de La Plata” consideró que el juicio en el que fue absuelto el novio de una de las víctimas y condenado otro hombre, fue “patriarcal, machista y sin perspectiva de género”.

La mujer aseguró estar “convencida” de que una persona no pudo haber cometido el hecho “en menos de diez minutos”.

“Cuando arranca noviembre es un sinfín de sensaciones encontradas; pero primero que todo bronca por no tener una justicia justa, luego de un juicio patriarcal, machista, sin perspectiva de género, que en 2014 absolvió de culpa y cargo a Osvaldo´ el Karateca´ Martínez y solo condenó a Javier ´La Hiena´ Quiroga”, sostuvo en dialogo con Télam Lorena Galle, al cumplirse nueve años de los cuádruples femicidios.

Para la mujer, “no hay ninguna duda de que ´el karateca´ participó (de los crímenes)”.

Con impotencia, Lorena destacó que el juicio que condenó a Quiroga “no pudo establecer con claridad cuál pudo ser el móvil para que matara a tres mujeres y a una niña. Toda la investigación se hizo mal, el juicio fue calamitoso”.

“Una sola persona no puede haber hecho semejante desastre, tener tanta saña en la forma en que mató a mi sobrina y a tres mujeres”, remarcó.

El episodio ocurrió la noche del 26 de noviembre de 2011 en un departamento interno ubicado en las calles 28 entre 41 y 42, de La Plata, donde vivían Susana De Bárttole (63), su hija Bárbara Santos (29) y la hija de ésta Micaela Galle (11).

Según la investigación, esa noche las mujeres fueron asesinadas a puñaladas junto a Marisol Pereyra (35), amiga de Susana, quien había llegado a saludarla y fue recibida por el asesino, que la hizo pasar y, una vez dentro, la apuñaló hasta matarla.

La mañana del 27 de noviembre, la policía fue alertada por un vecino que observó huellas de sangre en el pasillo común que conducía al departamento donde vivía De Bárttole, su hija y su nieta, y cuya puerta estaba entreabierta, pudiéndose ver en su interior más manchas de sangre.

Los policías que ingresaron al lugar hallaron en el living el cadáver de Santos, quien estaba desnuda, ya que había sido sorprendida por su asesino cuando se duchaba. Su cuerpo presentaba golpes y tenía 32 puñaladas.

La niña fue hallada en un dormitorio, asesinada a golpes y de 23 cuchilladas; en tanto en la cocina, fueron encontrados los cuerpos de De Bárttole y de Pereyra, también apuñaladas y golpeadas.

“Mica es mi heroína. Ella estaba en la habitación de su abuela, donde solía dormir, y en la que hay una ventana que da a un patiecito que permite observar la cocina. Ella seguro vio que estaban atacando a su abuela y quiso pedir ayuda”, revivió Lorena.

Con dolor, contó que Micaela hizo dos llamadas en ese momento: “primero llamó a mi hija más grande, Lucía, que como estaba cargando su celular en otra pieza no oyó el llamado… Eso es algo en que siempre pienso”.

“Luego quiso marcar el 911, pero se equivocó y marcó 9111”, precisó y agregó que “Mica fue muy valiente en ese momento, por eso siempre digo que es mi heroína”.

 

La investigación

 

Tras ser hallados los cuatro cuerpos, en un hecho que conmocionó la tranquilidad de un típico domingo platense, la policía comenzó a buscar al autor de esos crímenes, que por la época no eran calificados aún como femicidios.

Al día siguiente, fue detenido Osvaldo “el Karateca” Martínez, novio de Bárbara. Amigas de la joven testimoniaron que él la celaba, controlaba sus “salidas” y sus “amistades”. Sin embargo, el ADN hallado en diversas partes de la casa de las víctimas, en un cuchillo, en un palo de amasar y debajo de las uñas de dos de las víctimas no le pertenecía y 38 días después fue liberado.

En mayo de 2012 fue detenido Javier “La Hiena” Quiroga (34), un albañil y plomero que había realizado varios trabajos en el departamento y cuyo ADN fue encontrado en 18 muestras recolectadas en el lugar de los hechos.

Quiroga declaró y reconoció haber estado en el departamento para hacer un trabajo, pero acusó a Martínez de los femicidios. Según su versión: “el Karateca” mató a las mujeres, mientras él observaba escondido detrás de un mueble, tras lo cual lo habría obligado a dejar sus huellas en varias partes.

Ambos hombres fueron juzgados en el 2014 por el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 3 de La Plata que condenó a prisión perpetua a La Hiena y absolvió al “Karateca”.

En el 2016 la Suprema Corte de Justicia bonaerense confirmó la absolución.

“Mi hermano Daniel (padre de Micaela) murió de un infarto hace dos años, pero ya desde lo de Mica no andaba bien, bebía alcohol, estaba muy gordo y depresivo. Iba todos los días al cementerio y a lo último ya no podía hablar del tema porque se ponía mal, pero él siempre pensó que el ‘Karateca’ participó”, aseguró Lorena. (Télam)

 

 

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario