fbpx “No pretendemos estar dos años con la ciudad bloqueada”, justificó el intendente de Olavarría – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

“No pretendemos estar dos años con la ciudad bloqueada”, justificó el intendente de Olavarría

Ezequiel Galli compartió con El Eco Multimedios las razones por las cuales ordenó levantar los controles en los accesos a la localidad. “Se puede ingresar y salir de la ciudad normalmente, como en marzo”, definió. En tanto, apeló a la responsabilidad ciudadana y alertó que la mayor cantidad de contagios se produjo por encuentros familiares o sociales.

El Eco

Con una situación epidemiológica que mantiene a la ciudad en Fase 4 según el esquema del Gobierno provincial, el municipio de Olavarría levantó los controles sanitarios en los accesos a instancias de lo recomendado por el comité de expertos y decidió reforzar el cumplimiento de los protocolos en comercios, restaurantes, gimnasios, clubes y empresas que reanudaron la actividad.

En diálogo con El Eco Multimedios, el intendente de Olavarría, Ezequiel Galli, dio las razones por las cuales basó la decisión de levantar las restricciones y remover los taludes de tierra que bloqueaban los caminos rurales alternativos.

“La ciudad está como estaba en marzo, se puede ingresar y salir normalmente”, describió el mandatario.

En principio, y tomando la recomendación de especialistas (infectólogos, epidemiólogos y médicos que integran equipo de salud), la medida consideró la cantidad de pacientes positivos de Covid-19 que no presentaron síntomas. “El 75 por ciento es asintomático”, por lo que “estábamos viendo que los controles no eran útiles para detectar casos”.

“El intercambio con el AMBA fue muy amplio y fuerte desde el inicio por cuestiones de trabajadores esenciales (efectivos policiales, penitenciarios, médicos)”, explicó.

Por eso, determinó destinar ese personal que estaba abocado a los controles en las rutas a certificar el efectivo cumplimiento de los protocolos sanitarios en las actividades habilitadas y en funcionamiento en Fase 4.

“Si se estima que en el primer semestre del año que viene no habría clases presenciales y que hasta la vacuna no estará disponible, esto va a continuar de este modo”, planteó. En efecto, el Intendente sostuvo que “no pretendemos estar dos años con la ciudad bloqueada y los controles de acceso las 24 horas porque no tiene sentido en este momento de la pandemia”.

Responsabilidad ciudadana

Frente a esta decisión, apeló a la responsabilidad individual de los ciudadanos. “El Estado no puede ser el Estado padre que esté detrás de cada persona. Tiene que estar para otras cosas y nosotros para tomar decisiones”, defendió.

En este caso, consideró que la medida será “valorada en el tiempo”, dado que, a su criterio, permitirá detectar otras cuestiones que requieren un mejor funcionamiento “y que vamos a poder corregir para evitar la propagación del virus”.

En Olavarría, donde el brote de casos se disparó antes que en Tandil, la mayor cantidad de casos positivos estuvo vinculada a encuentros sociales o familiares. “Hubo reuniones, festejos de cumpleaños, fiestas con 30 o 40 personas y ahí es donde se dio el contagio”, describió y comparó las situaciones con trabajadores esenciales que puedan contraer el virus cumpliendo con su actividad.

“Creo que se le falta el respeto a los trabajadores del sistema de salud que realmente están muy cansados después de seis meses”, enfatizó el jefe comunal de Cambiemos.

“Pensar en una nueva normalidad”

En otro pasaje de la entrevista virtual, el mandatario olavarriense se refirió a la decisión del Gobierno de Tandil de salir del planteo de fases estipulado por la Provincia para implementar uno propio según los colores de un semáforo.

Para Galli, el sistema de fases tiene ciertas complejidades que le valieron “algunas críticas” desde su perspectiva. No obstante, aseguró que Olavarría no se correría del criterio impuesto por la administración de Axel Kicillof, que partió de un consenso de todos los espacios políticos.

Apostó al diálogo para acordar cierta flexibilización de las etapas para habilitar algunas actividades que no estaban incluidas y, de ese modo, avanzar en una reactivación de la economía.

“Es algo que tenemos que empezar a pensar entre todos la salida de este sistema de fases y pensar en una nueva normalidad hasta que esté la vacuna”, opinó el Intendente.

Para finalizar, tuvo reparos ante el “amague” de la Provincia de no incluir a Tandil en la distribución de recursos del fondo para asistir a la cultura y al turismo. “No es la señal. Con diálogo, como se solucionó, es como debería haberse hecho”, opinó.

Último reporte sanitario

Anoche, alrededor de las 20, el área de salud de Olavarría brindó el informe diario en el que confirmó el fallecimiento de un paciente con Covid-19. Se trata de un hombre de 80 años que había ingresado a la guardia del hospital municipal “Dr. Héctor Cura” el miércoles y presentaba comorbilidades.

Según informó El Popular en su portal digital, suman 27 los decesos en esa ciudad desde que se activó el protocolo ante la aparición de los primeros casos.

En tanto, se registraron 41 nuevos contagios, 19 pacientes recibieron el alta médica y se descartaron 33 muestras. Actualmente, hay 227 personas que conviven con el virus, de las cuales 25 se encuentran internadas en el centro asistencial público y dos son pacientes pediátricos.

La Secretaría de Salud del gobierno de ese municipio indicó que los casos de este jueves  corresponden a personal del Servicio Penitenciario, de seguridad, de salud y de la Dirección de Bromatología. No hubo casos positivos en residencias para adultos mayores.

Sobre el estado actual del Hospital, indicó que hay seis pacientes en la unidad de terapia intensiva (uno de ellos es oriundo de Laprida), 15 en cuidados generales (dos son residentes de un geriátrico) y dos en el sector de pediatría.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario