fbpx Para Rogelio Iparraguirre, la gestión de Miguel Lunghi está anclada en el siglo XX – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Para Rogelio Iparraguirre, la gestión de Miguel Lunghi está anclada en el siglo XX

El candidato a intendente del Frente de Todos analizó, en un nuevo programa de Cuarto Intermedio, la propuesta multiplaforma de El Eco Multimedios, el desarrollo de la campaña con vistas a las elecciones del 27 de octubre y habló de la "nueva oportunidad" para Tandil.

El Eco

En una nueva edición de Cuarto Intermedio, el programa multiplataforma de El Eco Multimedios (se emite por ECO TV, la 104.1 Tandil FM, la web de El Eco de Tandil y Facebook Live), se realizó un mano a mano con Rogelio Iparraguirre, candidato a intendente del Frente de Todos.

Un repaso por su vida política y la mirada sobre la necesidad de un cambio, a su consideración, para la ciudad de Tandil.

-¿Cómo se vive la campaña?

-Se vive con una intensidad importante. Por un lado por la campaña que estamos llevando a cabo, maravillosa pero extenuante con una dinámica fuerte. Lo que uno intenta llevar a los vecinos y vecinas no es algo que construyó en estos 45 días de campaña, sino algo que está precedido por años de trabajo. Además, en mi caso, me toca la responsabilidad de que no hablo en nombre propio, sino de mucha gente que viene hace mucho tiempo organizándose y dándole forma a este nuevo proyecto y esta nueva oportunidad para Tandil que intentamos encarnar.

-¿Qué hay detrás del candidato?

-Yo soy un tandilense nacido en esta ciudad, que ama Tandil. Hijo de padres, abuelos y bisabuelos tandilenses. Somos cinco generaciones en la ciudad. Con un fuerte compromiso por la comunidad. Siempre digo, un poco en chiste, que cuando escuchamos al intendente Lunghi que quiere ser el intendente del Bicentenario es algo que en mi familia está saldado, porque mi bisabuelo fue el presidente coordinador de los festejos del Centenario de Tandil. Crecí en el centro, en calle Pinto. Luego toda mi infancia y adolescencia fue en el barrio Golf. Entre ese lugar, el club Los Cardos y el colegio San José transcurrió mi infancia y mis años de juventud. Me tocó vivir la adolescencia en lo peor de los ´90 en la Argentina. Hice la secundaria entre el 92 y el 96, en el exColegio Nacional de Tandil, hoy Escuela Media 7. Ahí empecé la participación en la cuestión política. Empezar a participar en esa época era una cosa rara, pero lo recuerdo como algo maravilloso. Nosotros armamos el primer centro de estudiantes del Colegio Nacional. Recuerdo que con varios amigos armamos la Unión de Estudiantes Tandilenses (UET) y lo que hicimos fue a ayudar en distintos establecimientos a los centros de estudiantes y se armaron cerca de 14 en diferentes establecimientos. Argentina pasaba por una crisis muy fuerte. Nosotros, por ejemplo, proponíamos que en vez del viaje a Bariloche, que cada escuela realice un viaje a algún lugar de Argentina donde se pueda ir a trabajar por los otros.

-Luego la experiencia en Buenos Aires…

-Sí, luego me fui a estudiar Sociología a Buenos Aires ya con una impronta que no abandoné nunca más en mi vida. Conseguí un trabajo en una cancha de fútbol 5 y para mí era maravilloso porque podía estudiar tranquilamente. En mi primer año de facultad me enganché con el Grupo de Estudiantes Solidarios (GES), con un trabajo fuerte en la Villa 15, conocida como Ciudad Oculta. Fueron tres años intensos. En aquel entonces pude sentir la empatía y salir de la zona de confort. Iba todos los días y me quedaba a dormir allí incluso. Con muy poco hacíamos muchas cosas, el comedor, el ropero comunitario, apoyo escolar, hacíamos mucho en una época muy compleja. Después llegó Néstor Kirchner, al cual yo no voté, porque lo consideraba más de lo mismo, de la histórica partidocracia argentina. Para mí todo lo que era estructura partidaria era responsable de lo que había pasado. Voté en blanco en el 2003. Y luego las vueltas de la vida quisieron que me llamasen casi urgente para colaborar.

-¿Cómo fue eso?

-Kirchner nombra como primer secretario de Seguridad a José María Campagnoli. Conocido en mi casa como el “Pepe” Campagnoli. Una familia conocida nuestra de toda la vida. A los pocos días de asumir, tiene una reunión con Kirchner donde le habló media hora de política criminal y mucho más sobre el conflicto social, tratando de cambiar la lógica, de asumirlo como propio para resolverlo. Allí Campagnoli recordó mi trabajo en las villas y se comunicó conmigo. Al principio dije que no quería saber nada. Después de un mes, voy al despacho y bueno, arranco a trabajar. Ahí estuve 7 años en la Casa Rosada, en una experiencia que marcó a fuego que me permitió conocer la gestión estatal desde una mirada macro.

-¿De qué manera analizás las figuras de Fernández y Kicillof?

-Tengo una gran expectativa por ver el comienzo de la gestión de ambos. Alberto Fernández es una persona de una enorme inteligencia y de gran vocación de diálogo, con objetivos claros. Tiene una comprensión de lo que nos pasa a la Argentina y por dónde va la cosa. Axel Kicillof, a quien también conozco, es un obsesivo de la gestión. Estudioso de las variables y de una preparación teórico académica muy importante. Se van a encontrar con un país y una provincia con enormes dificultades. Valoro mucho que lo digan y que aseguren que se vienen momentos complejos. Creo que tienen mucha inteligencia, de la comprensión de la etapa de lo que se viene y una enorme vocación de transformación.

-Eso también es lo que buscan para Tandil…

-La nueva oportunidad para los argentinos también lo es para los tandilenses. La ciudad se merece a sí misma una nueva oportunidad. Está en ciernes de cerrar un ciclo político, largo y complejo, que ha tenido cosas muy buenas, otras buenas, regulares y otras malas. El doctor Lunghi perdió de vista el tema de la alternancia y cree que es la fuente misma de la cual emana el poder, lo cual lleva a empezar a tener mayores dificultades para escuchar a la gente y ahí se pierde registro de la realidad y mucho menos se puede ser artífice de la resolución de los problemas.

-¿Es un ciclo cerrado?

-No me aventuraría a decir que hemos cerrado un ciclo político. Tanto la apertura como el cierre de etapas son más complejos. Estamos transitando a esa visagra el 27 de octubre. La nueva oportunidad para Tandil tiene que ver con dar un nuevo enfoque, dotado de nuevas perspectivas que tengan que ver con las demandas y necesidades y también con las oportunidades que tienen que ver con el siglo XXI está dando a los municipios. Cuando uno tiene la cabeza y los pies anclados en el siglo XX, las oportunidades te pasan y ni siquiera te das cuenta. Será muy importante tener una sintonía fina entre el gobierno nacional, el provincial y el local en relación a cómo miramos los problemas.

-¿Qué mirada, por ejemplo?

-En mi ultima charla con Alberto Fernández coincidimos en dos cosas para los próximos cuatro años para Tandil. Por un lado, concentrar los esfuerzos en el valor agregado local al agro de Tandil. Por el otro lado, poner a Tandil en la vidriera de los productores de servicios de la industria de los hidrocarburos.

-Uno de los temas que se hablado en la campaña es la cuestión habitacional…

-El tema de las viviendas es sin lugar a duda un problema que se ha profundizado en los últimos. Esto responde a que se ha retirado de la cancha un actor fundamental que es el Estado. Se hizo una burbuja tal que cualquier tandilense no puede pensar en transitar el camino de la vivienda propia. Parece un imposible absoluto. Tenemos que dar vuelta la página en este tema. Tenemos que hacer uso de los instrumentos que ya existen, como es la Ley de Hábitat, los Consorcios Urbanísticos, el Banco de Tierra, entre otros. Hay que tener voluntad política y comprender la dimensión política del tema. No esperemos que quien no hizo nada en 16 años por el suelo y la vivienda en Tandil, de pronto a 10 días de las elecciones, salga a decir que lo va a hacer. Nos pareció irrisoria esa declaración porque fue 48 horas después de que presentamos nuestra propuesta.

Mirá los programas anteriores

E019 – Cuarto Intermedio: entrevista mano a mano con Andrea Almenta

E018 – Cuarto Intermedio: el debate por la salud pública en Tandil

E017 – Cuarto Intermedio: el debate por la marihuana y el cannabis medicinal

E016 – Cuarto Intermedio: el debate por el proyecto para legalizar el aborto

E015 – Cuarto Intermedio: el debate por la cultura en Tandil

E014 – Cuarto Intermedio: la participación de los jóvenes en la política

E013 – Cuarto Intermedio: el debate por la ESI en las escuelas

E012 – Cuarto Intermedio: la reconversión productiva de Tandil

E011 – Cuarto Intermedio: el debate de lo que dejaron las PASO en Tandil

E010 – Cuarto Intermedio: debate de los primeros precandidatos a concejales

E09 – Cuarto Intermedio: debate entre los segundos precandidatos al Concejo Deliberante

E08 – Cuarto Intermedio: debate por la política de residuos y medio ambiente

E07 – Cuarto Intermedio: debate de precandidatos al consejo escolar

E06 – Cuarto Intermedio: el crecimiento de la demanda social en Tandil

E05 – Cuarto Intermedio: Perros callejeros y potencialmente peligrosos

E04 – Cuarto Intermedio: Panorama electoral tras el cierre de listas

E03 – Cuarto Intermedio: Situación de seguridad y drogas en Tandil

E02 – Cuarto Intermedio: La problemática del tránsito

E01 – Cuarto Intermedio: La realidad económica en Tandil

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

1 comentario

  • José María Campagnoli fue subsecretario de Protección Civil del Ministerio de Justicia, secretario de Seguridad Interior, Norberto Quantín, ministro de Justicia el adherente Opus Dei Gustavo Beliz todos renunciaron en 2004,fueron designados en 2003.

Deja un comentario