Renault rechazó la propuesta de la UOM y reafirmó su voluntad de cerrar Metalúrgica Tandil

Ayer se celebró una nueva audiencia por el cierre de Metalúrgica Tandil, en el que Renault consideró inviable el proyecto de reconversión presentado por la UOM.

Rody Becchi

En el marco del conflicto por el cierre de Metalúrgica Tandil comenzó pasadas las 11.30 del jueves una nueva mesa de negociación entre las partes en el marco de la conciliación obligatoria que dictó la delegación del Ministerio de Trabajo bonaerense y que tendrá vigencia hasta el martes 6 de noviembre.

Participaron de la instancia de diálogo el titular de la UOM local Carlos Romano; el gerente local de Metalúrgica Tandil, Gabriel Raffa; el apoderado legal de la empresa, Guillermo Dupleix; el representante del departamento jurídico de Renault Argentina, Ezequiel Cardozo; el gerente de Recursos Humanos de Renault, Ludovico Martin; el jefe de Gabinete, Julio Elichiribehety, el secretario de Desarrollo Económico Local, Raúl Moyano, el secretario de Gobierno, Oscar Teruggi; el secretario Legal y Técnico, Andrés Curcio; el Director de Empleo Región Pampeana, Gonzalo Santamarina, los abogados de la UOM, Gustavo Ballent y César Sosa; los delegados gremiales de la UOM en Metalúrgica Tandil, José Orellana, Walter Bugna y Pablo Sayes; Blas Pugliese, delegado del Ministerio de Trabajo provincial; y Martiniano Corbetta, representante del Ministerio de Trabajo nacional.

El encuentro se realizó en función de las expectativas por la respuesta de los ejecutivos de la multinacional a la propuesta de reactivar la fábrica con un renovado perfil productivo, pese a que todo hacía indicar que mantendría la determinación inicial.

“Habíamos comprometido que íbamos a traer una respuesta, llevamos la propuesta a exdirectivos de la compañía y  después de analizarlo entendimos que no están dadas las condiciones, queda descartado porque sigue siendo inviable“, refirió el director de Recursos Humanos de Renault Argentina, Ludovico Martin, quien reafirmó la voluntad de la empresa de cerrar definitivamente la fábrica.

Además, explicó que el proyecto elevado por la UOM implicaba que el 60 por ciento del personal fuera despedido por Renault -quien correría con todos los gastos- y se mantuviera el 40 por ciento de la planta de trabajadores, que durante 10 años la compañía invirtiera 10 millones de dólares y otorgara activos de manera gratuita, frente a la posibilidad de encontrar clientes en un futuro para diversos mercados.

Como aún rige la conciliación obligatoria y la contraparte no aceptó negociar los despidos, el próximo lunes volverán a encontrarse en el marco de una nueva audiencia  con vistas a retomar el diálogo y la negociación.

Por su parte, Romano le relató a este medio que los directivos de la multinacional se encuentran en una posición muy dura, pero ratificó la postura del gremio y los trabajadores de conservar las fuentes de trabajo.

“Decimos que  la empresa tiene viabilidad con una buena administración, como corresponde, no como han sido los últimos 10 años. Mantenemos nuestra postura y la asamblea nos facultó para seguir manteniendo las fuentes de trabajo, buscamos por todos los medios mantener a nuestra querida empresa”, cerró el referente sindical.

 

Toda la información sobre Metalúrgica Tandil

 

Nota proporcionada por :

  • ElEco

Deja tu comentario