fbpx Tras una reunión con Kicillof, Lunghi aguardará certezas sobre restricciones y apuesta al diálogo – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Tras una reunión con Kicillof, Lunghi aguardará certezas sobre restricciones y apuesta al diálogo

De forma virtual, el jefe comunal participó de un intercambio con el Gobernador y funcionarios provinciales. Evaluaron los pasos a seguir ante el aumento de los casos, mientras continúa del plan de vacunación. El mandatario bonaerense destacó el sistema de fases e instó a mantenerlo frente al arribo de la segunda ola. El Intendente aseguró que el mandatario “quiere diálogo y me parece que está bien”.

El Eco

El gobernador Axel Kicillof mantuvo este sábado por la mañana una reunión virtual con más de cien intendentes de todas las fuerzas políticas, incluido Miguel Lunghi, para evaluar la situación epidemiológica de la provincia de Buenos Aires y abordar los pasos a seguir ante la segunda ola de contagios de coronavirus.

En ese marco, el mandatario provincial aseguró que el sistema de fases implementado durante la pandemia arrojó “muy buenos resultados”, por lo cual consideró que “será muy importante que podamos mantener este esquema ante un aumento exponencial de los casos positivos”.

En diálogo con El Eco de Tandil, el intendente Miguel Lunghi repasó detalles sobre el panorama que presentó Kicillof en relación a la situación epidemiológica en la provincia ante el incremento de los casos, y la referencia a la continuidad del plan de vacunación y el envío de más dosis.

Aseguró que esperarán por conocer qué medidas adopta la Provincia. Sin embargo, alertó que habrá un monitoreo constante del comportamiento y el ritmo de contagio que presente la ciudad, junto a la disponibilidad de camas para internación, para definir la eventual aplicación de medidas.

“En Tandil vamos a ver cómo es el contagio; si el nivel es bajo, (Kicillof) está abierto a que hablemos con él si puede haber alguna modificación” e incluso estaría dispuesto a acceder en caso de generar esquemas que superen los lineamiento de la administración provincial.

Y ejemplificó que, si el Gobierno provincial establece una restricción horaria hasta las 22 y alguna ciudad propone hasta las 20, “no dirá nada, pero si hay alguna modificación distinta, pretende que lo plantees” al equipo. “Quiere diálogo y me parece que está bien”, reconoció.

Tras participar de manera virtual del encuentro con funcionarios provinciales, el jefe comunal indicó que Kicillof apostó por mantener el esquema de fases ante la inquietud planteada por algunos jefes comunales de diferenciar por municipios de acuerdo a su situación epidemiológica y sanitaria.

Independientemente de esta perspectiva, ratificó que la intención de la administración con sede en La Plata es implementar una serie de medidas que permitan contener la cadena de contagios que, en las últimas semanas, creció de manera importante.

“Estamos esperando a ver qué pasa, estamos escuchando, y esperando las medidas que tomen y la cantidad de infectados que tengamos”, insistió Lunghi, que defendió la mirada que apunta a encontrar un equilibrio entre el cuidado de la salud sin desatender la economía.

Las repercusiones

En estado de alerta y con cierta preocupación por el escenario que se aproxima, la Provincia ratificó la segunda ola y un complejo escenario, “con disponibilidad de dosis” para las próximas jornadas, con una estrategia de aplicación de una sola dosis “y seguir analizando las medidas a tomar, pero que habrá”.

Tras conocer el diagnóstico de situación presentado por las autoridades provinciales, con gráficos que reflejan el “exponencial” aumento de la curva de contagios, Lunghi indicó que se evalúan “medidas restrictivas”, pero que “no hay ninguna definida”.

En efecto, la administración bonaerense apunta a la reunión que el presidente Alberto Fernández mantendría con el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, para luego definir el esquema.

Por eso, se programó una nueva convocatoria para la semana próxima, posiblemente el martes, con los intendentes para volver a evaluar la situación, sumado el impacto del movimiento turístico después de los feriados de Semana Santa.

En el caso de Tandil, si bien el ritmo de contagios es menor, Lunghi dijo que deberán esperar cómo transcurren los próximos días. “La ciudad está repleta”, al igual que otros distritos turísticos bonaerenses, y planteó que “hace bastante que no llegan vacunas”, pero se mostró optimista en cuanto a una tendencia hacia la normalización.

También destacó la participación de sus pares de otros municipios de la provincia e instó a “seguir todos unidos, tratando de ir resolviendo este tema”.

Para finalizar, abordó la importancia de mantener los cuidados y las recomendaciones sanitarias como mecanismo preventivo de los contagios, mientras avanza el plan de inmunización de la población. Por eso, reivindicó el uso de barbijo, el lavado de manos y el distanciamiento social para superar esta etapa de la pandemia.

El diagnóstico de la Provincia 

En primer lugar, Kicillof destacó que “el trabajo coordinado que hicimos la Provincia y los municipios durante la primera ola nos va a servir de experiencia para enfrentar esta nueva etapa, mientras continuamos con el plan de vacunación”.

Asimismo, adelantó que junto al equipo de Gobierno analiza el impacto que implicarían las medidas en tres ejes: la nocturnidad, el transporte público y las actividades recreativas. “Este es el momento de hacer un esfuerzo que nos permita retrasar los contagios”, alertó.

El Gobernador subrayó que las pautas establecidas para cada de una de las fases indican un piso de cumplimiento respecto de las medidas necesarias para disminuir los contagios, y explicó que los jefes municipales pueden optar luego por criterios más estrictos en los casos que se requiera debido a la dinámica del virus en cada territorio.

En esa línea, el ministro de Salud, Daniel Gollan, remarcó que “las decisiones que estamos trabajando se basan en la experiencia científica que surge sobre todo de aquellos países que están atravesando una tercera ola”.

El viceministro de Salud, Nicolás Kreplak, planteó que “pese a que ya veíamos un crecimiento de los casos, desde la semana anterior se observa una duplicación día contra día que da cuenta de que se quebró la dinámica de la curva de contagios”.

“Estamos en una carrera contra la segunda ola, en la cual necesitamos implementar las medidas que nos permitan aminorar el ritmo de contagios mientras seguimos vacunando a toda velocidad”, afirmó Kicillof e indicó: “En esta instancia, seguimos trabajando para inmunizar a mayores de 70 años y a los bonaerenses mayores de 60 años que integran grupos de riesgo”.

Respecto a los avances del plan público, gratuito y optativo de vacunación contra el Covid-19, se informó que ayer se superó el millón y medio de aplicaciones en las más de 600 postas emplazadas en los 135 municipios.

Participaron también el jefe de Gabinete, Carlos Bianco; la ministra de Gobierno, Teresa García; la directora general de Cultura y Educación, Agustina Vila; los ministros de Salud, Daniel Gollan; y de Desarrollo de la Comunidad, Andrés Larroque; y el viceministro de Salud, Nicolás Kreplak.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Comentarios

  • Señor Intendente con los K no se puede acordar nada de nada ya tienen muchos casos en los cuales fueron muy ingenuos caso Jorge Macri y Ritondo y el caso Larreta le sobo el lomo y despues le saco 62.000.000.000 de la coparticipación, que las decisiones las tome el gobierno solo y se hagan cargo

  • “Quiere diálogo y me parece que está bien”, dice el intendente. La petulancia de pensarse por encima del gobernador, cuando es uno de los cientos de intendentes. El que debe dialogar es él, y pedir diálogo y disculpas, luego de la cocoriteada del semáforo que obviamente salió mal, y la frase “no nos van a venir a decir lo que tenemos que hacer”, como si la ciudad no dependiera de provincia y nación en el esquema de gobierno. Es increíble la soberbia. Increíble.

Deja un comentario